LiveWire

La primera Harley eléctrica costará 33.700 euros

Cuenta con una autonomía en tráfico urbano estimada de 185 kilómetros con una sola carga, y acelera de 0 a 100 km/h en 3,5 segundos

MadridActualizado:

El fabricante norteamericano Harley-Davidson ha presentado en el Salón de la Electrónica de Consumo de Las Vegas (EEUU) su primera motocicleta eléctrica, denominada LiveWire y que llegará este año con un precio de partida en el mercado español de 33.700 euros.

Este modelo ofrece un comportamiento ágil, materiales y acabados de primera calidad y un completo conjunto de asistencias e interfaces electrónicas con el piloto para crear una experiencia de pilotaje completamente conectada, ha explicado la marca en un comunicado.

El consejero delegado de Harley-Davidson, Matt Levatich, ha señalado que «nos encontramos en un momento histórico de la evolución del transporte, y la compañía está a la vanguardia del mismo».

La motocicleta LiveWire, que cuenta con una autonomía en tráfico urbano estimada de 185 kilómetros con una sola carga, acelera de 0 a 100 km/h en 3,5 segundos, al tiempo que no requiere de utilización ni de embrague ni de cambio de marchas, lo que simplifica su uso para los nuevos usuarios.

Este modelo está equipado con el servicio H-D Connect, que vincula a los motociclistas con sus motos a través de una unidad de control telemático habilitada para LTE, junto con conectividad y servicios en la nube mediante la última versión de la aplicación Harley-Davidson.

Esta aplicación proporciona información directa al teléfono móvil sobre el estado de la moto, alertas de manipulación y localización del vehículo, así como recordatorios y notificaciones de mantenimiento.

La motocicleta también monta control electrónico de las suspensiones, sistema de frenado con ABS en curvas y control de tracción, ha detallado Harley-Davidson.

Está propulsada por el motor eléctrico H-D Revelation, que produce un «mínimo» de vibraciones, calor y ruido, todo ello en favor del confort del piloto.

El modelo LiveWire está diseñado para producir un nuevo sonido, que se incrementa con la aceleración y la velocidad, del que Harley-Davidson asegura que es «un nuevo sonido futurista que define la suave potencia eléctrica de este modelo».