Los edificios más horribles de Madrid
javier prieto

Los edificios más horribles de Madrid

Un listado con las estructuras más feas de la región, que suelen coincidir con arquitecturas destinadas a viviendas sociales

Actualizado:

Un listado con las estructuras más feas de la región, que suelen coincidir con arquitecturas destinadas a viviendas sociales

12345678
  1. «El Mirador» de Sanchinarro

    javier prieto

    Al principio era apodado como una pieza de tetris, un microchip, una tostadora, una herradura... ahora se lo conoce como el edificio de «Bin Laden» o el donuts de Sanchinarro. Eso sí, nadie destaca de «El Mirador» su belleza, sino todo lo contrario. Esta mole de 156 viviendas de protección oficial se terminó de construir en 2005. Es obra del gabinete de arquitectura holandés MVRDV en colaboración con Blanca Lleó. El Consistorio, el la época de Ruiz-Gallardón, invirtió 14,3 millones de euros en dicho bloque. Cuenta con viviendas de dos a cuatro dormitorios y unas superficies de entre 62 y 99 metros cuadrados. Sus precios medios eran de 101.386 euros (dos habitaciones), 116.768 (tres) y 148.602 euros (cuatro habitaciones).

  2. «El Ruedo» de Moratalaz

    Edificio de «El Ruedo»
    Edificio de «El Ruedo» - Victor Inchausti

    El arquitecto Francisco Javier Sáenz de Oiza, el padre de las Torres Blancas de Madrid, acumula a sus espaldas unas cuantas construcciones que han generado polémica por su estética en toda España. Es también autor de «El Ruedo» de Moratalaz, las viviendas sociales que se construyeron entre 1986 y 1989 en el distrito de Moratalaz, junto a la M-30. Su estructura recuerda a una cárcel. Son viviendas de dos dormitorios y en dúplex con tres o cuatro dormitorios.

  3. El edificio de bambú de Carabanchel

    josé alfonso

    Bajo el nombre de Carabanchel 16 se esconde un bloque de viviendas de protección oficial promovido por la Empresa Municipal de la Vivienda y Suelo (EMVS) y recubierto con el material más inverosímil en plena fiebre del ladrillo: el bambú.

    Ejemplo de vivienda social y sostenible, esta casa de bambú alberga 88 viviendas, que fueron entregadas a sus inquilinos en 2007. Fue un proyecto del estudio Foreign Office Architects, formado por el madrileño Alejandro Zaera y por Farshid Moussavi, y disuelto en 2011. En un solar de 4.445 metros cuadrados, el edificio apenas ocupa el 38 por ciento de la superficie; el resto, está reservado para zonas comunes, de juegos y de vegetación.

    Una réplica del edificio de bambú —junto con otra recreación del Ecobulevar de Vallecas— viajó hasta Shangai para participar en la Expo de 2010.

  4. Vallecas 51

    mimoa

    Vallecas 51 es un edificio sostenible con 8 plantas y 123 viviendas de protección oficial del Ensanche de Vallecas, muy próximo al Centro Comercial La Gavia. Es obra de Luis Burriel Bielza, Pablo Fernández Lewicki y José Antonio Tallón Iglesias. Su fachada, de distintas tonalidades de verdes, cambia de color en función de la incidencia de la luz.

  5. Las Torres de Colón

    julián de domingo

    Torres de Colón, del arquitecto Antonio Lamela, parece una construcción sacada de cómic, un edificio que no tiene parangón con ningún otro de la región. Su construcción, iniciada en 1967, además, asombró a los madrileños por su peculiar método en la obra. Comenzó desde la parte superior y terminó por la inferior.

  6. Torre de Valencia

    urbanity

    «Un extraordinario edificio extraordinariamente mal situado», así define el arquitecto Santiago Fajardo la Torre de Valencia, sobrio rascacielos de talla mini firmado por Javier Carvajal que, a pesar de sus virtudes, rompe con su gris presencia una de las mejores vistas de Madrid: si uno contempla la Puerta de Alcalá desde la Gran Vía, a través de la fuente de La Cibeles, lo único que ve es este gigante de 94 metros, cuyas obras tuvieron que ser paralizadas en varias ocasiones hasta 1973 debido a las sucesivas protestas de vecinos y urbanistas.

  7. Hotel Silken Avenida de América

    jaime garcía

    Este hotel de cinco estrellas, construido entre 2003 y 2005, fue concebido como un proyecto colectivo de 18 arquitectos y diseñadores de prestigio internacional. El francés Jean Nouvel, por ejemplo, se encargó del ático, la planta duodécima y la fachada, multicolor y decorada con fragmentos del poema Libertad de Paul Éluard en diferentes idiomas. Cada uno de los interiores de las plantas es obra de un autor distinto, entre los que destacan Norman Fostrer, David Chipperfield, Zaha Hadid, Arata Isozaki y Javier Mariscal. Sus colores llamativos en la fachada no gustan a muchos madrileños.

  8. Vallecas 20

    wikimedia

    Las torres negras que dan vida al edificio de Vallecas 20 son la estructura de viviendas más alta de España. Ha recibido el Premio NAN de Arquitectura en el apartado de «Mejor Construcción Residencial». La promoción Vallecas, 20 contó con una inversión de 6,7 millones y está compuesta por dos bloques: uno de dos plantas y la torre, con 22 plantas, alberga 132 viviendas de alquiler con opción a compra para jóvenes, un aparcamiento y cuatro locales comerciales y los adjudicatarios abonan rentas de entre 394 y 447 euros al mes por sus viviendas de uno y dos dormitorios. La fachada mide 74 metros de altura, está recubierta de una piel de escamas de zinc en franjas horizontales que se deslizan unas sobre otras. En la fachada también se insertan las ventanas de forma irregular, ocultado los niveles de cada piso. Su imagen oscura ha generado mucha controversia entre urbanistas y arquitectos.