sucesos

La Policía detiene a cuatro personas y se incauta 14 kilos de cocaína en Carabanchel

Se han decomisado, además, un arma blanca, un cuchillo cubierto de sangre de grandes dimensiones, junto a una pistola y dos casquillos

Actualizado:

La Policía Nacional ha incautado 14 kilos de cocaína en un domicilio de Carabanchel tras producirse una reyerta por un «vuelco». En el operativo se han detenido a cuatro personas, tres varones y una mujer, de nacionalidad colombiana y marroquí, por sendos delitos de tráfico de drogas y lesiones.

Los detenidos protagonizaron una reyerta en una vivienda situada en la calle General Ricardos, en el distrito de Carabanchel, que se saldó con dos de ellos heridos por arma de fuego. Como consecuencia del alboroto generado, y gracias al aviso ciudadano, los agentes de policía se personaron en el lugar y encontraron en la vivienda un total de 14 kilos de cocaína así como la pistola que había sido disparada instantes antes y 25.000 euros procedentes de la venta de droga.

Primeras hipótesis

Los agentes sospechan que la discusión se inició por un «vuelco», término que se emplea en el argot criminal para definir el robo de droga entre narcotraficantes. Todo apunta a que uno de los detenidos acudió a la vivienda simulando que su intención era comprar cocaína y que cuando trató de robarla se inició una pelea entre ellos en la que se empleó la pistola intervenida así como un arma blanca, un cuchillo de grandes dimensiones, que fue localizado en la cocina manchado de sangre y junto a dos casquillos de la citada arma corta.

Escenario cubierto de sangre

El rellano de la escalera lleno de sangre Al llegar al lugar los agentes encontraron en el portal a uno de los detenidos mientras trataba de huir. La herida por arma de fuego que presentaba en el muslo y que sangraba abundantemente les alertó de que podía peligrar además la integridad física de otras personas.

El reguero de sangre dejado en las escaleras del inmueble les hizo localizar rápidamente la vivienda donde había tenido lugar el suceso. Ya en su interior, los policías encontraron a tres personas, dos varones, uno de ellos herido de gravedad también por un disparo, y a una mujer.

Como consecuencia de estos hechos se practicó una entrada y registro en la vivienda donde se hallaron 14 kilogramos de cocaína, más de 25.000 euros en efectivo y numeroso material destinado al tráfico de drogas. Dicho domicilio era empleado por los detenidos como un piso franco donde se elaboraba y envasaba la droga para su posterior venta. Además de sustancia destinada al corte de la droga, se incautaron batidoras, gatos, prensas hidráulicas para su envasado o básculas de precisión entre otros objetos.