El consejero de Sanidad, el doctor Jesús Sánchez Martos, durante la rueda de prensa sobre la ola de calor que azota Madrid este viernes
El consejero de Sanidad, el doctor Jesús Sánchez Martos, durante la rueda de prensa sobre la ola de calor que azota Madrid este viernes - maya balanya

Madrid, en «máxima alerta sanitaria» por la ola de calor

El Gobierno regional pone en marcha un «Plan de Choque» y refuerza los servicios del Summa y Atención Primaria

Actualizado:

«Estamos ante la ola de calor más fuerte de los últimos 12 años en la comunidad madrileña», ha dicho el consejero de Sanidad, el doctor Jesús Sánchez Martos. Por eso, su departamento ha activado un Plan de Choque ya que nos encontramos en el nivel de alerta máxima (alto riesgo) y de «forma prolongada». Las autoridades sanitarias madrileñas ponen especial atención en mayores, niños y enfermos crónicos, es decir, la población más vulnerable. La ola de calor que se inició el pasado 24 de junio durará, según el Gobierno regional, como mínimo hasta el próximo domingo.

Las principales medidas del Plan de Choque se centran en el aumento de los teleoperadores del Summa para la recepción de llamadas por problemas de calor, refuerzo de los profesionales de Atención Primaria y de asistencias a los domicilios y a las residencias geriátricas. De hecho, el 50% de los pacientes que acude a urgencias estos últimos días por el calor son mayores de 80 años y con enfermedad crónica.

Las asistencia sanitaria, ante la ola de calor, ha repercutido en el aumento del transporte domiciliario y de ambulancias. También en las Urgencias: una media de 2.300 mayores de 80 años acude cada día a este servicio hospitalario pero sólo queda ingresado menos del 5% porque tras unas 6 horas para tratarles y rehidratrarles, vuelven a sus domicilios.

Los efectos de la ola de calor, que se mantendrá al parecer hasta mediados de la semana próxima -aunque no con la máxima alerta-, también se han reflejado en las urgencias hospitalarias con un incremento en la última semana de un 5,2% respecto al mismo periodo del año pasado. Atención Primaria, sin embargo, no ha acusado un aumento de urgencias por cuadros de calor gracias a la actividad de los servicios de urgencia en este nivel de asistencia.

«La mejor medicina: el agua»

El consejero de Sanidad ha explicado esta mañana todos estos datos. Le han acompañado su viceconsejero, Manuel Molina, y el responsable del Suma, Pedro Martínez Tenorio. Este último, ha recordado que la media de llamadas entre el 8 de julio ha sido de 3.200 cada día y la media de traslados en ambulancia (la mayoría de mayores) ha llegado a los 935.

Sánchez Martos ha inistido en el lema del Plan de Choque: «Protéjase del calor: proteja su salud» y, como médico y enfermero que es, ha recordado que «la mejor medicina es el agua». Por eso, «beber mucho, dos litros mínimo, y hacérselo beber a ancianos y niños».

Desde la Consejería de Sanidad hacen un llamamiento para que ante cualquier emergencia por el calor se pida ayuda al 112 o se pida más información a través de www.madrid.org