«El Rafita» ya está en libertad
Rafael Fernández García, «El Rafita», con unas allegadas en Alcorcón - jose alfonso
sucesos

«El Rafita» ya está en libertad

El asesino de Sandra Palo sólo ha cumplido 8 de los 10 meses y medio de pena. Volvió a Alcorcón el pasado 20 de abril, en un piso okupado por unos allegados

Actualizado:

El más conocido de los autores del «crimen más vil de la historia», el de Sandra Palo, ya está de nuevo en la calle. Poco ha durado entre rejas este sujeto, asesino, secuestrador, violador, ladrón y agresor de policías, por mencionar la parte más grave de su historial delictivo. Rafael Fernández García, «El Rafita», de 25 años, salió de prisión el pasado 20 de abril, con dos meses y medio de antelación con respecto al día que debía terminar su condena, el próximo 4 de julio.

La polémica está servida. La última detención del individuo tuvo lugar a mediados de agosto de 2013, tras agredir a un policía local de Getafe en una persecución. Entró en prisión preventiva, por primera vez en su vida (antes sólo había estado cuatro años en un centro de menores por la bestialidad que le hizo a Sandra), y fue juzgado en un procedimiento rápido.

Se le impusieron tres condenas (dos por delitos relativos al Tráfico y uno por atentado a agente de la autoridad): en total, 10 meses y medio. Pero al final sólo ha cumplido ocho.

El hecho más grave lo cometió el 16 de agosto, sobre las 21.10 horas. El criminal conducía un ciclomotor, sin matrícula, por la Cañada Real, uno de sus «hábitats» naturales, a la altura de Perales del Río (Getafe). Carece de carné de conducir.

Patadas y puñetazos

Una patrulla de la Policía Local le dio el alto, pero a punto estuvo de llevarse a un agente por delante, según reza la sentencia condenatoria, del juzgado de Instrucción número 2 de Madrid. «Se resistió fuertemente, lanzando patadas y puñetazos», reza el fallo. Por ese delito contra la Seguridad del Tráfico, el de resistencia y la falta de lesiones le cayeron cuatro meses de cárcel.

Las otras condenas, del juzgado de Instrucción número 34 de Madrid, por conducir sin carné (cuatro meses más), y una tercera por robar un vehículo (que podía conmutar por el pago de una multa), salen los seis meses y medio restantes.

Pero en vez de salir a la calle el 4 de julio lo hizo este 20 de abril; se cree que porque abonó el dinero correspondiente a parte de los 77 días de multa que le restaban por pagar.

Este peligroso sujeto se mueve de nuevo por Alcorcón, el municipio en el que reside su familia, aunque fue desalojada por impago de la renta al Ivima y quejas vecinales, en 2010. Ahora, «El Rafita» se esconde con otros allegados en un piso en el que se han instalado de «okupas» tras pegarle una patada en la puerta.