El Tribunal Supremo avala los despidos de Telemadrid, pero aumenta las cuantías de las indemnizaciones
Trabajadores de Telemadrid, desolados tras conocer la sentencia - JAIME GARCIA

El Tribunal Supremo avala los despidos de Telemadrid, pero aumenta las cuantías de las indemnizaciones

Los magistrados confirman la sentencia del TSJM en el que se declaraban improcedentes las cuantías fijadas. No declara el ERE nulo, lo que habría supuesto el cierre del canal

Actualizado:

El pleno de la Sala Social del Tribunal Supremo acaba de confirmar el fallo del TSJM que, en abril de 2013, consideró el despido colectivo que llevó a cabo el ente público Telemadrid no ajustado a derecho. Esta sentencia reconocía a los trabajadores una indemnización de 45 días por año (y no los 20 que fijo el Consejo de Administración) hasta la reforma laboral de 2012 y 33 días a partir de la misma. Telemadrid no tendrá que cerrar.

El Tribunal Supremo ha avalado la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Madrid que consideró improcedentes los despidos colectivos de Telemadrid, lo que implica que el ente público tendrá que aumentar las indemnizaciones de los 861 trabajadores afectados por el ERE de enero de 2013, pero no declarar estos despidos nulos. Esta última opción habría implicado el cierre del ente público, como anunció el presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González.

Fuentes jurídicas señalaron que El Pleno de la Sala Social ha adoptado esta decisión por mayoría, aunque el contenido de la sentencia, de la que ha sido ponente Rosa Viroles, y los votos particulares no se notificarán hasta dentro de unos días. Los trabajadores afectados por los despidos cobrarán de esta forma 45 días por año trabajado (y no 20) hasta la entrada en vigor de la reforma laboral del Gobierno de 2012 y 33 días a partir de entonces. Los magistrados han desestimado así los recursos presentados contra la sentencia del tribunal superior que han avalado en todos sus términos.

Con aquella resolución el TSJM estimó parcialmente la demanda de los sindicatos y consideró que «procede declarar no ajustada a derecho la decisión extintiva adoptada por las demandadas a no haberse acreditado la concurrencia de la causa legal indicada en la comunicación extintiva». No obstante no declaró el ERE nulo, lo que habría obligado a la readmisión de los trabajadores.

El ERE se aprobó el 9 de enero de 2013. Ese día, el consejo de administración de Radio Televisión Madrid dio luz verde al plan de reestructuración definitivo para Telemadrid tras un mes de negociaciones sin acuerdo. Los sindicatos impugnaron el acuerdo ante la Justicia.