cultura

El Grup Instrumental de València «renace» con una nueva sede en Las Naves

La formación de música contemporánea, que cerró su oficina hace dos años a causa de la crisis, celebra este año su XXV aniversario

Actualizado:

El adiós no llegó a ser nunca definitivo, pero su actividad cayó gradualmente durante la larga travesía de la crisis, hasta el punto en que su estructura organizativa se hizo insostenible. El Grup Instrumental de València, formación decana en la interpretación de música contemporánea en España, se prepara para volver a los escenarios. Lo hará de la mano de su fundador, el director y compositor Joan Cerveró (Manises, 1961), y en una nueva sede, ubicada dentro de las instalaciones de Las Naves.

La disolución de la Asociación Semana de la Moda Valenciana dejó vacante una de las oficinas que el centro cultural municipal cede habitualmente a profesionales del mundo de la publicidad, el diseño o las artes plásticas. Ése será el nuevo centro de operaciones de la formación musical, presidida ahora por la violinista Mª Carmen Antequera, e integrada por un cuerpo estable de 16 músicos del más alto nivel. Entre los más veteranos, el pianista Carlos Apellániz; el clarinete Pepe Cerveró; el trompetista Vicente Campos y el oboe Vicent Llimerá -actual director del Instituto Superior de Enseñanzas Artísticas-.

Fundado formalmente en 1991, el Grup Instrumental de València nació para dar voz a los nuevos compositores y a aquellos que gestaron las vanguardias musicales, sobre todo a partir de la segunda mitad del siglo XX. Su labor de difusión de la música contemporánea fue reconocida en 2005 con un Premio Nacional de la Música, lo que no fue óbice para que los encargos que recibía de la Generalitat Valenciana y del Ministerio de Cultura -a través del Inaem- menguaran dramáticamente en los siguientes años. También perdió peso su presencia en el Palau de la Música, donde marcaron hitos, como la interpretación de la obra seminal del minimalismo «Music for 18 musicians», de Steve Reich, por primera vez en Valencia. También es recordada la amplia exposición que el Espai d’Art Contemporani dedicó a John Cage en 2008. Bajo el comisariado de Cerveró y la asistencia del Grup Instrumental, esta muestra contempló la celebración de 23 conciertos y la interpretación de más de un centenar de obras del compositor norteamericano. Respondiendo a su vocación de hibridar géneros, la formación valenciana desarrolló también varios proyectos con cantaores flamencos como Miguel Poveda.

En diciembre 2013, Joan Cerveró reunió a sus músicos para anunciarles el inevitable cierre de sus oficinas y la disolución formal de su estructura organizativa. «Fue una decisión meditada -explica a ABC el director-. Yo me había gastado todo el dinero personal que tenía en mantenerlo a flote durante los últimos años. Nosotros no vivíamos de subvenciones, sino de contratos negociados al mínimo, que además siempre cobrábamos tarde. De hecho, nuestra principal fuente de subsistencia fueron siempre los beneficios que obteníamos cuando actuábamos como orquesta sinfónica para los ballets y las óperas de la Generalitat». Tampoco ayudó la eliminación por parte del Ministerio de Cultura del Festival de Música Contemporánea de Alicante, después de casi tres décadas de singladura.

Una vez fallaron los promotores, y ya sin estructura fija, el Grup abrió un periodo de reflexión y limitó su actividad a conciertos puntuales en salas pequeñas y a cubrir las necesidades del Festival Ensems, que hasta 2014 dirigía el propio Cerveró.

Con todo, el Grup Instrumental está ahora dispuesto a levantar cabeza y rearmar su equipo desde la nueva sede en Las Naves. Ya tienen preparado un programa de conciertos que comenzará en octubre de 2015, y varios proyectos en ciernes. Uno de ellos es la creación de un nuevo festival de música contemporánea -alternativo a Ensems y con más espacio para la composición basada en música electrónica-. También esperan cerrar convenios con varias instituciones universitarias para que los alumnos de producción musical realicen grabaciones del Grup, que luego podrán ser reproducidas en streaming. Fórmulas imaginativas en búsqueda de nuevos públicos para la modernidad.