Imagen de Grau
Imagen de Grau - EFE
CASO NÓOS

El juez Castro archiva el caso Nóos para el vicealcalde de Valencia

El sobreseimiento respecto a Alfonso Grau deja al Ayuntamiento fuera de las responsabilidades de la causa pese a la denuncia del PSPV

Actualizado:

El juez José Castro ha sobreseído este lunes las actuaciones en el caso Nóos para el vicealcalde de Valencia, Alfonso Grau, presidente de la Fundación Valencia Turismo Convention Bureau (FTVCB) cuando acordó con el Instituto Nóos la celebración de los foros Valencia Summit, pagados con fondos públicos.

[Consulte aquí el auto del juez Castro]

Castro ha dictado el auto de apertura de juicio oral por esta causa, en el que abre juicio contra 17 personas, de los 20 imputados del caso y archiva las actuaciones para Grau y para el ex director general de la Fundación Madrid 2016, Miguel de la Villa y el ex director financiero de la Fundación Madrid 2016, Gerardo Corral.

Por contra, los valencianos Luis Lobón, Jose Manuel Aguilar, Jorge Vela y Elisa Maldonado serán juzgados por diferentes delitos en el caso Nóos, según ha establecido el instructor de la causa en el auto de apertura de juicio oral, contra el que, según su criterio, no cabe recurso.

Entre 2004 y 2006 se celebraron tres ediciones de los foros deportivos Valencia Summit, por las que Nóos percibió 3,1 millones de euros de la FTVCB y CACSA.

A Grau le acusaban el grupo socialista en el Ayuntamiento de Valencia, que pedía que fuera condenado a 11 años de prisión por fraude a la administración y por malversación continuada en concurso con prevaricación y con tráfico de influencias, y Manos Limpias, que solicitaba la misma pena por idénticos delitos y otro más de falsedad en documento por parte de funcionario público.

El auto sostiene que los socialistas nunca se opusieron a los contratos suscritos por Valencia Turismo. Al respecto, el juez considera que la Fundación Turismo Valencia Convention Bureau es "una fundación de interés público sujeta a las normas sobre contratación administrativa", aunque "ha venido siempre funcionando como entidad privada, incluso en sus relaciones contractuales, sin la oposición, al menos que se sepa, de ningún grupo municipal del Ayuntamiento de Valencia, incluido quien en este momento ejerce la acusación".

Sobre los convenios con Nóos apunta que "la iniciativa en la gestión de los mismos siempre la ostentó Cacsa y que, aunque no se discute que la Fundación Turismo Valencia Convention Bureau le dio su beneplácito, ello aconteció en el seno de la Junta de Patronos".

También expone que los testigos escuchados "vinieron a coincidir en que, aunque Grau tenía un papel preponderante en la Fundación -no en vano era su Presidente- siempre gozaron de libertad de criterio para oponerse a cualquiera de ellos por lo que, aunque no se diera una votación formal, los acuerdos se tomaban colegiadamente por la Junta de Patronos".

Grau había solicitado que se archivara la causa para él y que se le aplicara la doctrina Botín, por la que las acusaciones populares no estarían legitimadas para la apertura de juicio oral en solitario. Por decisión de Castro, no será procesado.