economía

Cinco camioneros inician una huelga de hambre en Valencia

Los cooperativistas reclaman que el Ministerio de Fomento conceda una tarjeta de transporte por camión y no se obligue a tener tres vehículos

Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Cinco cooperativistas del transporte han iniciado hoy una huelga de hambre frente a la Conselleria de Infraestructuras de Valencia en protesta por la nueva normativa de ordenación del transporte terrestre que, según afirman, será "la ruina" para estos trabajadores.

Los cooperativistas reclaman que el Ministerio de Fomento conceda una tarjeta de transporte por camión, y no se obligue a tener tres camiones (60 toneladas), y defienden el sistema utilizado en los últimos 50 años por el que el socio factura a la cooperativa los servicios y esta los factura al cliente final.

Ahora la nueva normativa exigirá que cualquier transportista que realice factura tenga el título de transporte, según ha explicado a EFE Pablo Montilla, de la cooperativa Cosotrans, de Oliva (Valencia).

Con un solo camión no se podrá ser propietario del título "a no ser que se compre una tarjeta en el mercado negro", advierte Montilla, que asegura que la nueva normativa es "inviable" y "contradictoria", y reclama un título de transporte por camión, como en Europa.

Con el cambio en la ley, las cooperativas tendrán que convertirse en empresas pero los socios "no pueden ser asalariados, tienen que continuar siendo autónomos", añade.

Los cinco cooperativistas, que esperan se sumen otros compañeros a la protesta, tienen la intención de mantener la huelga de hambre "hasta que el cuerpo aguante".

Están apoyados por Alternativa Motor y Deportes, un partido político minoritario recién implantado en Valencia en el que militan los cooperativistas.

Desde la Conselleria de Infraestructuras afirman que esta normativa no es de su competencia, sino que es estatal, y añaden que hace dos semanas recibieron a los transportistas y está prevista una nueva reunión el próximo día 21.

Según Infraestructuras, el conflicto se ha abierto con la nueva ley promovida por los Ministerios de Fomento y Hacienda por la que se modifican las condiciones fiscales de los transportistas.

Hasta ahora los transportistas podían tributar por medio de módulos, mientras que ahora deben hacerlo por IRPF como si se trataran de empleados de la cooperativa, lo que genera un gasto mayor, y por tanto algunos con un solo vehículo que quieran salir de las cooperativas deberán constituirse en empresa con un mínimo de tres camiones.