«Si no quieres que te mate, bájate los pantalones»
Imagen de la última edición de la Tomatina de Buñol - MIKEL PONCE
TRIBUNALES

«Si no quieres que te mate, bájate los pantalones»

Condenan a siete años de cárcel un joven por abusar de una chica en la Tomatina de Buñol

Actualizado:

La sección tercera de la Audiencia Provincial de Valencia ha condenado a un joven a la pena de siete años de prisión por abusar sexualmente de una chica tras la Tomatina de Buñol en agosto de 2012. El procesado, de 27 años y nacionalidad marroquí, mantuvo durante el juicio que solo intentó darle un beso a la chica, de 19 años, "pero nada más", dijo en ese momento.

El tribunal ha condenado al joven por un delito de agresión sexual, y junto a la pena de prisión, le ha fijado la prohibición de aproximarse a la víctima a una distancia inferior a 300 metros por el periodo de ocho años.

Asimismo, le ha impuesto una indemnización de 30.000 euros para la víctima. Los hechos se remontan al 29 de agosto de 2012, sobre las 8 horas, tras finalizar la fiesta de la Tomatina. Según consta como probado en la sentencia, ese día, el procesado se acercó a la víctima cuando se encontraba sola, en unas escaleras cerca del polideportivo, llorando, y le ofreció su ayuda. Al principio la joven se la rechazó, pero después accedió y le dijo que sus amigas se habían ido y que no sabía cómo podía volver a su casa.

Así, ambos comenzaron a andar, y en un momento determinado el hombre intentó besarla, tal y como reconoció durante la vista. Seguidamente, el acusado le empujó por la espalda, se situó tras ella y le colocó con fuerza sobre el muro del puente al tiempo que le pasaba un brazo por el cuello y presionaba contra la misma, diciéndole: "si no quieres que te mate, bájate los pantalones".

La joven accedió "presa del miedo", hasta que apareció un grupo de jóvenes, y le preguntaron al procesado qué estaba haciendo. En ese momento, el procesado les dijo que era su novia y que "no quiere", para luego salir corriendo. Los jóvenes trasladaron a la chica --quien tras los hechos sufre un trastorno adaptativo mixto con ansiedad y ánimo depresivo-- al centro de salud de la lolicalidad valenciana.

El tribunal considera probados estos hechos al estimar, entre otros motivos, que la versión de la víctima fue "rica" y "minuciosa en detalles", "respondiendo con claridad y contundencia a cuantas preguntas le fueron efectuadas". Entiende que expuso un relato "coherente, verosímil, persistente y creíble", manteniendo "conexión" en todas sus partes. Además, el tribunal, para llegar a esta conclusión, también tiene en cuenta el tono de voz y gestos empleados por la víctima para narrar el relato, la "espontaneidad" en sus respuestas y la "linealidad" en la exposición, "con gran capacidad explicativa y profundidad en el relato".

En definitiva, la Audiencia entiende que resulta "insostenible" la versión dada por el acusado, de que nada intentó con la víctimas más allá de darle un beso.