La Fiscalía denuncia al presidente del puerto de Valencia por malversación
Imagen de archivo del presidente del puerto de Valencia - ROBER SOLSONA
tribunales

La Fiscalía denuncia al presidente del puerto de Valencia por malversación

Se investiga un fraude superior a los cuarenta millones de euros que podría estar relacionado con adjudicaciones para la construcción de infraestructuras

Actualizado:

El presidente de la Autoridad Portuaria de Valencia, Rafael Aznar, y tres directivos más de esta entidad han sido denunciados por la Fiscalía de Valencia por varios posibles delitos, entre ellos los de malversación y prevaricación, según ha informado este miércoles el Tribunal Superior de Justicia valenciano.

Las mismas fuentes indican que el titular del Juzgado de Instrucción número 14 de Valencia, que ha recibido este miércoles la denuncia, tiene previsto practicar varias diligencias antes de citar a declarar a los denunciados, entre ellas las solicitadas por la Fiscalía.

El diario Las Provinciasinforma hoy de esta denuncia y añade que se investiga un fraude superior a los cuarenta millones de euros que podría estar relacionado, entre otros asuntos, con adjudicaciones para la construcción de infraestructuras.

Rafael Aznar ocupa la presidencia del puerto de Valencia desde septiembre de 2004, cuando accedió a la misma desde la vicepresidencia tras la renuncia de su entonces máximo dirigente, Rafael del Moral.

El presidente de la Autoridad Portuaria de Valencia ha dicho sentirse "tranquilo personal y profesionalmente" ante la denuncia de la Fiscalía de Valencia por posibles delitos de malversación de fondos y prevaricación, y ha anunciado que se pone a disposición de la Justicia.

Aznar ha hecho estas declaraciones a preguntas de los periodistas tras asistir al acto de presentación de la Estrategia de Política Industrial, "EPI Visión 2020", que se ha celebrado en el Palau de la Generalitat bajo la presidencia de Alberto Fabra.

El presidente del puerto valenciano ha manifestado asimismo que no ha recibido ninguna comunicación oficial ni de la Fiscalía ni del juez sobre la denuncia, y que se ha enterado por la prensa.

Respecto a los delitos que le atribuye la Fiscalía, ha considerado que es una acusación "grave" y que está a la espera de recibir una comunicación oficial para ponerse a disposición de la Justicia "al cien por cien no, al mil por cien".

Ha señalado asimismo que afronta estas acusaciones "desde la tranquilidad y serenidad de una hoja de servicios muy clara, de casi 40 años de servicio en la Administración Pública sin tacha".

Del mismo modo se ha mostrado "absolutamente dispuesto" a dar todas las explicaciones que sean necesarias para clarificar este asunto.

"Estoy tranquilo personal y profesionalmente y daré cuentas cuando me las pidan", ha añadido.