Los atardeceres más hermosos de Canarias
Puesta de sol en las Dunas de Maspalomas - abc

Los atardeceres más hermosos de Canarias

El sol, la playa, la imponente luz de sus cielos multicolores, sus parajes volcánicos y la unión de todos los elementos hacen de las puestas de sol en Canarias una experiencia cautivadora. Les mostramos siete ejemplos de lugares donde el astro rey siluetea el paraíso

Actualizado:

El sol, la playa, la imponente luz de sus cielos multicolores, sus parajes volcánicos y la unión de todos los elementos hacen de las puestas de sol en Canarias una experiencia cautivadora. Les mostramos siete ejemplos de lugares donde el astro rey siluetea el paraíso

1234567
  1. Las Dunas «naranjas» de Maspalomas

    Puesta de sol en las Dunas de Maspalomas
    Puesta de sol en las Dunas de Maspalomas - abc

    Si hay una fotografía imprescindible en Gran Canaria es presenciar el atardecer en las Dunas de Maspalomas que coronan la playa. Los largos paseos al caer el día constituyen ya un ritual de relax para canarios y turistas después de pasar el día de compras, bronceándose o simplemente tomando algo en una terraza. Hay días en que la caída del sol sobre el mar coincide al mismo tiempo con la aparición de la luna sobre las dunas de arena dorada. Dos astros en el cielo. Indescriptible.

  2. Con la galaxia en el Roque de Los Muchachos de La Palma

    El Roque de Los Muchachos
    El Roque de Los Muchachos - abc

    Poner rumbo al Roque de los Muchachos es un pasaporte seguro para tocar el cielo en La Palma. Allí se alza el Instituto Astrofísico de Canarias (IAC), lo que garantiza que se trata de un enclave privilegiado, con un cielo de calidad excepcional y panorámicas espléndidas. El Observatorio del Roque de los Muchachos se encuentra al borde del Parque Nacional de la Caldera de Taburiente, a 2.396 metros de altitud. Si al atardecer ve que se forma un manto de nubes mientras el sol se desvanece, llámelo magia.

  3. Últimos rayos de sol en Jandía, Fuerteventura

    Cae el sol en Fuerteventura
    Cae el sol en Fuerteventura - abc

    En la isla tranquila cualquier punto es magnífico para detenerse a contemplar la puesta del sol. Desde Morro Jable, en el sur, hasta la playa de Corralejo, al norte, la 'maxorata' ofrece aguas color turquesa, kilómetros de dunas llanas y los últimos rayos de sol son un estallido cromático de naranjas, rojos, rosados y azules que dejan pasmado al viajero más avezado. Un lugar especial en Fuerteventura para perderse un atardecer es el paraje natural de Jandía, con su playa y su omnipresente faro.

  4. Los roques de Anaga en Tenerife

    El litoral de Anaga, en Tenerife
    El litoral de Anaga, en Tenerife - ABC

    El litoral norte del Parque Rural de Anaga, en Tenerife, es un placer para los sentidos. Sus preciosas playas de fina arena volcánica, su mar bravo, la vegetación y los roques esculpidos al vaivén de aguas tan salvajes como cristalinas lo convierten en un marco idílico para despedir el día rodeados de belleza.

  5. El mirador de César Manrique en El Hierro

    Restaurante del Mirador de La Peña, en El Hierro
    Restaurante del Mirador de La Peña, en El Hierro - abc

    El Mirador de La Peña, la gran obra de César Manrique en El Hierro, en unos de los rincones más exquisitos de la isla del meridiano. Situado sobre un acantilado, a unos 700 metros de altitud, en el extremo oriental del Risco de Tibaje, es un balcón desde el que divisar sensacionales vistas del Valle del Golfo, la vertiente septentrional insular y los Roques de Salmor.

  6. Caleta de Famara en Lanzarote

    Crepúsculo en Caleta de Famara, Lanzarote
    Crepúsculo en Caleta de Famara, Lanzarote - abc

    Si el macizo de Famara impresiona, un largo paseo por su caleta será memorable. Cuando el sol se hunde en Caleta de Famara sólo queda dejarse llevar por el momento y disfrutar de la sombra que proyecta el risco sobre el paisaje. Seis kilómetros de playa para surferos que mira a su monumento volcánico y a las islas de La Graciosa, Alegranza, Montaña Clara y Roque del Oeste (islotes del Archipiélago Chinijo). El más hermoso punto final antes de comenzar un nuevo día.

  7. Valle Gran Rey en La Gomera

    Valle Gran Rey
    Valle Gran Rey - abc

    Sin duda una de las mejores atalayas para contemplar el atardecer en La Gomera es desde Valle Gran Rey. Su franja costera está salpicada de playas de arena negra. Luce de día pero es durante el crepúsculo cuando despliega toda su amalgama de coloridos en uno de los principales enclaves turísticos de la isla.