El pintor Alberto Labad con algunas de sus obras
El pintor Alberto Labad con algunas de sus obras - JUAN CARLOS SOLER
VISTO Y OÍDO

Cincuenta años «pintando distinto»

«Mi lenguaje es mi pintura», asegura el pintor Alberto Labad, que hace un recorrido sobre su obra en Las Cigarreras

Actualizado:

«Mi lenguaje es mi pintura. Hay espectadores a los que les gusta y otros no la soportan, pero esa es la realidad», comentó Alberto Labad (Bilbao, 1940) en la exposición que se inauguró recientemente en la Caja de la Música de Las Cigarreras con motivo de su medio siglo dedicado a la pintura y donde se muestran diecinueve óleos abstractos de diferentes formatos y que se titula «Pintar distinto», en alusión tanto a su estética como a su procedimiento.

Pero no era esa la profesión a la que estaba destinado, ya que su padre, doctor en Ciencias Químicas, le animó a seguir este camino cuando acabó el Bachillerato. Pero con 22 años decidió aparcar las probetas y, de manera autodidacta, agarrar los pinceles, de los que no se ha desprendido desde entonces. Después de diez años en Las Palmas de Gran Canaria y cinco en la provincia de Burgos, recaló en Altea y de allí no se ha movido, contagiado por la luz y el color de este municipio alicantino.

Su lenguaje es personal, apoyado en una técnica singular y distinta, con tendencia minimalista. Sus obras se distinguen por reflejar formas originales que sorprenden y que están llenas de matices, mostrando objetos únicos, a veces paisajes y otras figuras, pero con líneas ondulantes, degradados de color y dibujo detallado. Obras con un sello tan personal, que sus cuadros actuales se confunden con los que pintaba hace cuarenta años. Labad es minucioso, y sus dotes para pintar y deificar la robótica o humanizar un cuerpo se presentan como una pura y simple línea o como una sombra a punto de esfumarse.

Con obras en hoteles en las islas Canarias, Benidorm, Altea, Bilbao o Madrid y grandes empresas españolas y americanas, a la inauguración de esta exposición que puede visitarse hasta el 22 de febrero, acudieron, entre otros, Alberto Martínez, Miguel Campoy, Agustín Palau, Martín Sanz, Carmen Alcántara, Jordi Navas, Carlos Giner, Tito Flores, Pepe Soto, Pedro Soriano, Rosa Moreno, Francisco Monllor, Vicente Llopis, Ladis Comins, Antonio Iborra, Caterina Braslavtseva, Carmen Algaba, Pedro Lara, Fátima García, Begoña Sánchez o Fernanda Alcántara.