DOCUMENTACIÓN

Matanzas en instituciones académicas

Al menos once alumnos han muerto en una escuela de Río de Janeiro a manos de un hombre que se suicidó posteriormente

EFE
Actualizado:

La matanza de once alumnos en una escuela de Río de Janeiro recuerda otras similares ocurridas los últimos años en diversos países, entre las que destacó la de Beslán (Osetia del Norte) en 2004, con 330 muertos.

- Entre el 1 y el 3 de septiembre 2004, terroristas chechenos tomaron como rehenes a más de 400 personas, la mayoría niños, en la escuela de Beslán, en Osetia del Norte (Rusia). En el asalto de las fuerzas de seguridad rusas dos días después murieron 330 personas, la mayoría niños, según cifras oficiales, en lo que se conoce como la peor tragedia de este tipo sucedida en un centro escolar en el mundo.

- El 16 abril de 2007, el estudiante de origen surcoreano Cho Seung Hui mató a 33 personas en la Universidad Politécnica de Virginia (EEUU) antes de suicidarse, en lo que se considera la mayor matanza ocurrida en centros educativos de Estados Unidos.

- El 26 de abril de 2002, un joven de 19 años mató a 16 personas y después se suicidó en venganza por su expulsión de un instituto en Erfurt (este de Alemania).

- El 13 de marzo de 1996, un total de 16 niños y su maestra murieron por los disparos de un cuidador que había sido despedido y que irrumpió en un colegio en Dumblane (Reino Unido). El atacante se suicidó después.

- El 11 de marzo de 2009, un joven de 17 años causó 16 muertos al abrir fuego contra sus excompañeros en una escuela en Winnenden, cerca de Stuttgart (Alemania) antes de acabar con su vida.

- El 20 de abril de 1999, dos estudiantes de 17 y 18 años mataron a 13 personas e hirieron a otras 23 en la escuela de Columbine, en Littleton (Colorado, EEUU), antes de suicidarse.

- El 30 de abril de 2009, un hombre disparó contra estudiantes y profesores en la Universidad del Petróleo de Bakú (Azerbaiyán) y causó 13 muertos, mientras que 11 personas resultaron heridas.

- El 21 de marzo de 2005, un estudiante de 17 años asesinó a sus abuelos y después atacó su escuela de Red Lake, en la reserva india de Ojibwe, en Minnesota (EEUU), donde mató a cinco compañeros y dos adultos antes de suicidarse.