Temas

Nanjing

Nanjing imágenes y vídeos

China elige Canarias para el «teletransporte» entre continentes

China elige Canarias para el «teletransporte» entre continentes

Este experimento será un gran paso en el nuevo avance de la criptografía, que hace uso de partículas cuánticas de forma segura y a gran distancia. El próximo paso del equipo es operar durante el día. Los investigadores deberán abordar con más contaminación lumínica del sol

El Ford Fiesta cumple 40 años

El Ford Fiesta cumple 40 años

Desde que en 1976 saliera al mercado la primera generación, este emblemático modelo ha vendido más de 17 millones de unidades en todo el mundo

Un Spielberg chino

Un Spielberg chino

Esta tromba cinematográfica ganó el último Festival de San Sebastián y, a pesar de sus pesares, no sorprendió a nadie, pues es una monumental historia de guerra y horrores situada en 1937, cuando las

E. RODRÍGUEZ MARCHANTE Comentar
Francia acaba con el sueño español

Francia acaba con el sueño español

La selección española femenina de balonmano luchará por la medalla de bronce del Mundial que se disputa en China, tras perder sus opciones de jugar la final al sucumbir ante Francia (27-23) en la

Francia acaba con el sueño español

La selección española femenina de balonmano luchará por la medalla de bronce del Mundial que se disputó en la ciudad china de Nanjing, tras perder sus opciones de jugar la final al sucumbir ante

El campesino robótico

El campesino robótico

Si no fuera un campesino que dejó de ir a la escuela con 14 años porque era muy mal estudiante, Wu Yulu estaría hoy trabajando para la Agencia Espacial China y hasta es probable que hubiera diseñado

PABLO M. DÍEZ | PEKÍN Comentar
Emprendedoras «made in China»

Emprendedoras «made in China»

Detrás de cada chino hay un empresario en potencia. O detrás de cada china. Sometidas durante siglos por un machismo histórico que se remonta a la época de Confucio, quien recomendaba la obediencia

PABLO M. DÍEZ. CORRESPONAL | PEKÍN Comentar
Un Spielberg chino

Un Spielberg chino

POR E. RODRÍGUEZ MARCHANTESAN SEBASTIÁN. La sección competitiva le hizo ayer hueco a una película tan robusta que apenas si cabía en ella; era la china «Ciudad de vida y muerte», de Lu Chuan, y cuenta

«Ciudad de vida o muerte», un Spielberg chino

«Ciudad de vida o muerte», un Spielberg chino

La sección competitiva le ha hecho hueco a una película tan robusta que apenas si cabe en ella; es la china «Ciudad de vida y muerte», de Lu Chuan, y cuenta allí uno de los capítulos más sórdidos de

E. RODRÍGUEZ MARCHANTE | SAN SEBASTIÁN Comentar
«Granjeros de oro» por un puñado de dólares

«Granjeros de oro» por un puñado de dólares

Es un fastidio que a uno lo maten. Sin embargo, existe la posibilidad de resurrección a los pocos minutos. Dentro del mundo virtual, claro. En Occidente, un jugador aprovecharía para ir a la nevera o

RUTH PILAR ESPINOSA | MADRID Comentar
«Granjeros de oro» por un puñado de dólares

«Granjeros de oro» por un puñado de dólares

Es un fastidio que a uno lo maten. Sin embargo, existe la posibilidad de resurrección a los pocos minutos. Dentro del mundo virtual, claro. En Occidente, un jugador aprovecharía para ir a la nevera o

RUTH PILAR ESPINOSA | MADRID Comentar
«Granjeros de oro» por un puñado de dólares

«Granjeros de oro» por un puñado de dólares

Es un fastidio que a uno lo maten. Sin embargo, existe la posibilidad de resurrección a los pocos minutos. Dentro del mundo virtual, claro. En Occidente, un jugador aprovecharía para ir a la nevera o

RUTH PILAR ESPINOSA | MADRID Comentar
Sin halitosis en el espacio

Sin halitosis en el espacio

China, el tercer país del mundo capaz de poner un hombre en órbita tras Estados Unidos y Rusia, ya está preparando a su segunda generación de astronautas. Para ello, el Hospital Militar 454 de

PABLO M. DÍEZ | PEKÍN Comentar
El Renacimiento, un cuento chino

El Renacimiento, un cuento chino

Año 1434. El almirante Zheng He y su todopoderosa flota arriban a las costas de la Toscana. Han pasado casi tres años desde que el 19 de enero de 1431 zarparan de Nanjing, antigua «capital del cielo

La lista china de Schindler

POR PABLO M. DÍEZ CORRESPONSALPEKÍN. Gracias a la magnífica película «La lista de Schindler», de Steven Spielberg, el mundo descubrió la gesta de aquel empresario alemán y miembro del Partido Nazi que

POR PABLO M. DÍEZ CORRESPONSAL. PEKÍN. Comentar

Desconsolada «mujer del consuelo»

Lei Guiying _ «Esclava sexual» de los japoneses en la II Guerra MundialPABLO M. DÍEZ CORRESPONSALPEKÍN. A sus 79 años, ha fallecido Lei Guiying, una de las últimas veinte «mujeres del consuelo» que

«Vete a tu casa, Wen Jiabao»

«Vete a tu casa, Wen Jiabao»

POR P. M. DÍEZTOKIO. Agitando sus banderitas rojas, un grupo de chinos residentes en Japón dio la bienvenida al primer ministro Wen Jiabao en el aeropuerto de Haneda. A la misma hora, numerosos

Lei, «esclava sexual» a los 13 años

TEXTO Y FOTO PABLO M. DÍEZ ENVIADO ESPECIALTANG SHAN (CHINA). Han pasado más de 60 años, pero las heridas que dejó la ocupación japonesa en Asia durante la Segunda Guerra Mundial siguen hoy abiertas

 Ambiente español

Ambiente español

Los miles de turistas que el pasado lunes visitaban la Torre de Londres y sus alrededores fueron sorprendidos por un helicóptero del que colgaba un coche. Si hubiera sido en Madrid habríamos pensado

FRANCISCO DEL BRÍO Comentar

Yasukuni, un santuario con muy poca paz

Yasukuni, un santuario con muy poca paz

El famoso templo sintoísta donde se rinde tributo a los caídos por la patria se convierte en objeto de polémica con cada visita del primer ministro japonés, Junichiro Koizumi, ya que alberga los restos de catorce criminales de la segunda guerra mundial

El juego de los cortadores de cabezas

El juego de los cortadores de cabezas

Un tribunal de Tokio ha rechazado la demanda por difamación contra dos periódicos japoneses que publicaron la historia de dos tenientes del Ejército que, durante la masacre de Nanjing en 1937, compitieron por ver quién decapitaba a más prisioneros chinos

La odisea del Colón chino

China celebra el sexto centenario de los viajes de Zheng He, protagonista de los hitos más significativos de la historia naval del coloso oriental al comandar, durante tres décadas, una flota de 300 barcos y 30.000 hombres. Con ellos llegó a 30 países de Asia, Oriente Próximo e incluso África


La alargada sombra de Tiananmen

La alargada sombra de Tiananmen

PEKÍN. Plenamente integrada en el escenario internacional, China lucha hoy por convertirse en una gran potencia mundial mientras intenta olvidar su más oscuro pasado, plagado de atrocidades cometidas por el régimen comunista durante los turbulentos años del Gran Salto Adelante y de la Revolución Cultural. Sin embargo, el último gran episodio de esta sangrienta represión tuvo lugar hace hoy 16 años. Durante la madrugada del 3 al 4 de junio de 1989 centenares de estudiantes que exigían reformas democráticas fueron masacrados por el Ejército de Liberación Popular en los alrededores de la plaza de Tiananmen, en pleno centro de Pekín. Desde entonces, y tras adoptar el sistema capitalista, el gigante asiático ha experimentado la mayor transformación de su historia al crecer cada año su Producto Interior Bruto más de un 9 por ciento. Como consecuencia, la calidad de vida de millones de chinos, sobre todo en las grandes ciudades y en la costa oriental, se ha elevado hasta unos niveles que sus propios padres jamás llegaron a sospechar. Consumismo amnésico Con una gran parte de la sociedad plenamente entregada al consumismo, y con una comunidad internacional más preocupada por los ingresos que ofrece un mercado de 1.300 millones de potenciales clientes que por sus derechos democráticos, ¿quién se acuerda ya de las víctimas de aquella trágica Primavera de Pekín? Parece que nadie, a tenor del ambiente que se respiraba ayer en la plaza de Tiananmen, inundada de turistas chinos que, tocados con gorros de diferentes colores para no perderse y siguiendo ordenadamente las banderas portadas por los guías, hacían cola para visitar la tumba de Mao Zedong y la Ciudad Prohibida. Sin embargo, y aunque los medios estatales han vuelto a silenciar este año la noticia, los familiares de 125 fallecidos en la matanza han escrito una carta abierta dirigida al presidente del país, Hu Jintao, en la que exigen que el Gobierno asuma de una vez la responsabilidad del derramamiento de sangre acaecido hace algo más de tres lustros. Encabezada por Ding Zilin, quien perdió a su hijo un día después de que éste cumpliera 17 años, esta misiva acusa directamente a Hu Jintao y sus predecesores de «borrar la memoria de la masacre del 4 de junio de los libros y de ocultar este hecho despreciable a la Historia». Una estrategia que, preconizada por Orwell en su novela «1984», Pekín ha aplicado, según el documento, con «mucho más éxito que la extrema derecha japonesa a la hora de eliminar el recuerdo de la masacre de Nanjing», que costó la vida a 300.000 chinos en 1937. A pesar de que su espíritu combativo le ha llevado a ser candidata al premio Nobel de la Paz, pocos en el coloso oriental conocen la cruzada emprendida por Ding Zilin, quien perdió su puesto como profesora de la Universidad Popular en 1991 y es constantemente vigilada por la Policía. Como ella, una generación entera de pequineses ha sido condenada al ostracismo o confinada bajo arresto domiciliario por participar en las masivas y pacíficas movilizaciones de 1989. La oleada de protestas comenzó el 15 de abril con motivo de la muerte de Hu Yaobang, ex secretario general del PC de marcado carácter reformista. Tras seis semanas de manifestaciones que se extendieron por las principales ciudades del país, el ala dura del Partido Comunista se impuso sobre la postura mantenida por el entonces primer ministro, Zhao Ziyang, quien llegó a reunirse con los estudiantes y, con lágrimas en los ojos, les pidió que volvieran a sus casas para evitar un baño de sangre. Su actitud dialogante le costó el cargo y un arresto domiciliario que se prolongó hasta su muerte, acaecida el pasado enero, ya que prevaleció la «mano dura» ordenada por el presidente Deng Xiaoping para disolver las concentraciones. Sin experiencia como antidisturbios, los soldados del Ejército de Liberación Popular sofocaron la revuelta a tiros e incluso aplastando con sus tanques a los manifestantes. La cifra real de fallecidos sigue siendo un misterio que oscila entre los 200 reconocidos por el Gobierno y los 2.000 que anunciaron algunas agencias internacionales. Un pasado demasiado violento cuya alargada sombra todavía se proyecta sobre el régimen chino.

POR PABLO M. DÍEZ. CORRESPONSAL FOTO: AFP/ Comentar

Si Confucio levantara la cabeza...

El régimen chino condena a la pena de muerte al hombre que confesó haber envenenado con matarratas la cómida rápida de un restaurante popular a principios de mes<br>

Por ALBERTO PÉREZ GIMÉNEZ Comentar