Los militares se aproximan al lugar del ataque - REUTERS

Al menos 16 muertos, 4 de ellos europeos, en un ataque terrorista contra un hotel de Costa de Marfil

Algunos testigos han asegurado a la prensa local que los asaltantes gritaban «Allahu akbar (Alá es grande)» en el asalto

CORRESPONSAL EN ACCRAActualizado:

Al menos 16 personas han perdido la vida en un ataque coordinado contra un complejo turístico en Grand Bassam, al sur de Costa de Marfil, frecuentado por extranjeros. El atentado ha sido reivindicado por Al Qaeda en el Magreb Islámico (AQMI), grupo que ha informado de ello a través de su oficina de prensa, Al Andalus.

En el informe se especifica que en el ataque participaron tres milicianos, lo que contrasta con la cifra oficial de seis milicianos muertos tras el atentado. El grupo de estudios sobre terrorismo SITE ha corroborado la autenticidad del comunicado, pero una segunda organización yihadista, Al Murabitún, también habría reivindicado la autoría a través de otros medios.

REUTERS
REUTERS

La acción armada se inició a media tarde, cuando -según testigos- al menos seis terroristas encapuchados comenzaron un tiroteo al grito de « Allahu Akbar» en la playa que rodea los hoteles L'Etoile du Sud y Koral Beach. Entre las víctimas se encuentran cuatro ciudadanos de origen europeo.

REUTERS
REUTERS

En un comunicado, el Gobierno local confirmó que los asaltantes fueron «neutralizados» por las fuerzas de seguridad, mientras instaba a la población a mantener la calma. En este sentido, miembros del personal del complejo turístico destacaban que «los yihadistas accedieron al lugar en una pequeña embarcación y que el ataque se prolongo durante varias horas».

La matanza se produce con el recuerdo aún reciente de varios asaltos contra centros hoteleros de la región. En el más sangriento de ellos, al menos 28 personas fallecían en enero en el asedio contra un alojamiento de la capital de Burkina Faso, Uagadugú. El ataque fue reivindicado entonces por la milicia Al Mourabitoun, aliado de Al Qaida en la región.

Precisamente, el pasado noviembre, este mismo grupo armado ya había realizado otra masacre, en este caso contra un hotel de la capital de Malí, Bamako, que provocó una veintena de muertes.

REUTERS
REUTERS

El incremento de las acciones armadas por parte de Al Qaida en los últimos meses es interpretado por numerosos analistas como un golpe en la mesa por parte del grupo para garantizar su supervivencia, después de haber perdido considerable terreno en el continente africano a favor del Estado Islámico, como es el caso de los nigerianos de Boko Haram.

REUTERS
REUTERS

Sin víctimas españolas

El Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación español ha señalado que no hay ningún español entre las víctimas del atentado de este domingo contra varios hoteles turísticos de Costa de Marfil. «La embajada de España en Abiyán ha estado en contacto con las autoridades marfileñas competentes y, por el momento, no tiene constancia de que ningún nacional español haya sido afectado por este acto terrorista», explica el Ministerio en un comunicado.

El Gobierno además «condena enérgicamente» el atentado y traslada su sincera condolencia a las familias de las víctimas y sus deseos de una «pronta y completa recuperación» a los heridos. Igualmente, el Ejecutivo expresa a las autoridades de Costa de Marfil su solidaridad y su apoyo en la lucha contra el terrorismo. «El gobierno espera que los autores de este crimen sean puestos a disposición de la justicia a la mayor brevedad», añade.