Mensajes de jóvenes de Hong Kong contra la represión policial
Mensajes de jóvenes de Hong Kong contra la represión policial - P. M. DÏEZ

Las protestas de Hong Kong agravan la crisis entre China y EE.UU.

El Gobierno local podría aplazar o retirar la polémica ley de extradición

Hong KongActualizado:

Además de una crisis política y social, las protestas de Hong Kong contra la ley de extradición a China han provocado un conflicto diplomático con Estados Unidos. Convocando al segundo de su Embajada en Pekín, el Ministerio de Asuntos Exteriores chino protestó ayer por las críticas en Washington contra dicha ley, rechazada por la sociedad hongkonesa por miedo a perder sus libertades, mayores que en el resto del país.

Debido a los temores que despierta, los dos partidos del Congreso de EE.UU. han presentado una moción pidiéndole a la Casa Blanca que reviste cada año la autonomía de Hong Kong. El objetivo es comprobar si merece o no los beneficios comerciales de los que disfruta en virtud de un acuerdo firmado en 1992, cuando era colonia británica, y que siguió conservando tras su devolución a China cinco años después.

Gracias a dicho tratado, EE.UU. es el segundo socio comercial de Hong Kong con 69.000 millones de dólares (61.500 millones de euros) y sus empresas suponen el 18,3 por ciento de las extranjeras registradas en esta ciudad, una de las capitales financieras del mundo. Según recoge el periódico «South China Morning Post», ese trato especial desaparecería si EE.UU. decidiera que Hong Kong ha perdido su autonomía por la polémica ley de extradición.

Molesto con las críticas que dicho proyecto de ley está recibiendo en el Reino Unido, Canadá y Alemania, el portavoz de Exteriores chino, Geng Shuang, criticó estas «intromisiones extranjeras» y recordó que «Hong Kong es totalmente un asunto interno».

Convertida ya en un quebradero de cabeza internacional, la ley de extradición podría ser aplazada o retirada por el Gobierno de Hong Kong. Así lo sugirió el coordinador del Consejo Ejecutivo, Bernard Chan, consejero de la principal autoridad de la ciudad, Carrie Lam. En una entrevista en la radio pública RTHK, Chan reconoció que «es imposible discutir (el proyecto de ley) bajo tal confrontación», dijo refiriéndose a las protestas multitudinarias del miércoles ante el Parlamento que fueron sofocadas con contundencia por la policía.

Presionando al Gobierno, el Frente Civil por los Derechos Humanos ha convocado para mañana domingo otra gran manifestación como la del pasado fin de semana. Con los ánimos caldeados, anoche se concentraron cientos de madres para protestar contra la jefa ejecutiva, Carrie Lam, por disparar gases lacrimógenos contra sus hijos. Tras las protestas, Lam insistió en que la ley saldrá adelante, pero está quedándose sola y podría verse obligada a ceder.