Un coche arde en el poblado de Santa Lucía del Camino, situado a 15 kilómetros de Oaxaca. / EFE
Un coche arde en el poblado de Santa Lucía del Camino, situado a 15 kilómetros de Oaxaca. / EFE

El presidente de México envía tropas a Oaxaca para recuperar el orden

El presidente de México, Vicente Fox , ha ordenado hoy el envío de tropas federales a Oaxaca para poner fin al conflicto que vive ese estado meridional desde hace cinco meses.

EFE | OAXACA
Actualizado:

El presidente de México, Vicente Fox , ha ordenado hoy el envío de tropas federales a Oaxaca para poner fin al conflicto que vive ese estado meridional desde hace cinco meses.

Fuentes de Presidencia informaron en un comunicado de la decisión de Fox, que se produjo después de una escalada de tensión en las últimas horas, que ocasionó cuatro muertos en enfrentamientos con armas de fuego entre desconocidos y opositores al gobernador estatal, Ulises Ruiz.

"En respuesta a los acontecimientos ocurridos el día de ayer (viernes) en la ciudad de Oaxaca, los cuales atentan contra el orden y la paz de los ciudadanos del lugar, el presidente de la República, Vicente Fox Quesada, ordenó la movilización de fuerzas federales a esa ciudad", indica la nota oficial.

El texto asegura que "estos cuerpos se irán concentrando en la capital del estado en el transcurso del día de hoy" sin dar mayor información. Con esta medida, el gobernante pretende devolver la normalidad a la capital de Oaxaca, donde el viernes se vivió una violenta jornada con tiroteos, estallidos de bombas molotov y quema de vehículos.

La primera víctima mortal en la refriega, que ha sumido a la ciudad en el caos, fue el camarógrafo estadounidense Bradley Roland Will, quien recibió un disparo en el pecho. Los otros tres muertos fueron los mexicanos Esteban Zurita López, Emilio Alonso Fabián y Eudocia Olivera Díaz, los dos primeros al ser tiroteados en la confrontación y la última al no poder atravesar las barricadas la ambulancia en donde era trasladada para ser atendida de sus problemas de salud.

Encuentro del Gobierno con el sindicato de profesores

Mientras se producía esta escalada de violencia, en la capital mexicana el ministro de Gobernación (Interior) Carlos Abascal se reunía con dirigentes de la sección 22 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), del que partieron las protestas en mayo pasado. Al término del encuentro, Gobernación emitió un comunicado en el que condenó la violencia y pidió al Gobierno de Oaxaca que investigue los hechos.

Inicio del conflicto

El conflicto en Oaxaca comenzó el 22 de mayo pasado con una huelga del magisterio y se radicalizó el 14 de junio con un fallido intento policial de desalojo, lo que derivó en que varias organizaciones sociales, aglutinadas en la Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca (APPO), se unieran al movimiento de protestas.

Los profesores decidieron el pasado jueves levantar el paro, pero falta por saber cuándo volverán a comenzar las clases, algo que tenían que decidir hoy. Con la postura de los maestros, el movimiento civil en Oaxaca queda dividido, pues la APPO insiste en que mantendrá sus acciones si no renuncia el gobernador, Ulises Ruiz, del Partido Revolucionario Institucional (PRI).