El expresidente José Luis Rodríguez Zapatero, durante una de sus visita a Nicolás Maduro
El expresidente José Luis Rodríguez Zapatero, durante una de sus visita a Nicolás Maduro - AFP

El parlamento opositor descalifica a Zapatero como mediador en Venezuela

En una polémica decisión, el legislativo dio un voto de censura contra el expresidente español

CORRESPONSAL EN CARACASActualizado:

La fracción parlamentaria más radical quiso que se le declarara «persona non grata» al expresidente del gobierno de España, José Luis Rodríguez Zapatero, pero su propuesta no prosperó por lo que al menos las partes consensuaron un voto de censura, descalificándolo como mediador en el conflicto de Venezuela.

La polémica votación de una censura más tibia en lugar de la radical declaración fue aprobada con 53 votos a favor y 43 en contra, lo que mostró la profunda polarización y división en que se encuentran los partidos opositores con respecto a la figura del ex presidente español.

José Luis Rodríguez Zapatero ha mediado entre la oposición y el régimen de Nicolás Maduro en tres oportunidades fallidas: en el referéndum revocatorio del 2016, a finales de 2017 y principios de este año con un saldo negativo para la democracia venezolana.

Lo que no le han perdonado los partidos de la coalición opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) ha sido su abierta parcialización a favor del régimen de Maduro como un intento para que ganara tiempo en el poder. Todas las declaraciones de Zapatero han girado para atornillar a Maduro en Miraflores.

«Incondicional parcialidad»

En la sesión parlamentaria de este martes los diputados discutieron dos propuestas y acordaron puntualizar que Zapatero «sirve a los intereses del mandatario Nicolás Maduro». La decisión acusa al exmandatario de mostrar una «incondicional parcialidad en favor de los intereses autocráticos» del Gobierno.

Lo desconcertante es que la moción de censura contra Zapatero logró dividir más a los partidos de la oposición, que ya vienen de sufrir una severa fractura en sus filas. La MUD agoniza y no ha mostrado intentos de conciliar sus esfuerzos a favor de la unidad.

«Con toda la sinceridad del mundo, lo que está ocurriendo hoy en la Asamblea Nacional es una vergüenza. Que un hombre como Zapatero, que no representa los intereses de la dignidad de Venezuela nos divida, es penoso. Zapatero no merece eso. Ya ese señor nos ha hecho bastante daño», escribió la diputada Delsa Solórzano en Twitter.

La Asamblea Nacional acordó también agradecer y respaldar la iniciativa de la Unión Europea, de señalar que en este momento no existen condiciones para impulsar un diálogo o iniciar una exploración del mismo y de renovar por un año más las sanciones contra el régimen de Maduro.