Mueren de hambre otros dos niños en Argentina

BUENOS AIRES. C. C.
Actualizado:

BUENOS AIRES. La cifra de niños que se mueren de hambre en Argentina aumenta cada día.  En menos de dos semanas ya son diez las víctimas infantiles. Las últimas 48 horas, han perecido cuatro criaturas en las provincias norteñas de Tucumán y Misiones. Entre tanto, un barco con ayuda humanitaria de Estados Unidos permanece bloqueado desde el 5 de octubre en el puerto de Buenos Aires. «El primer caso obedece a una patología de desnutrición crónica. El otro, era un bebé que padecía una desnutrición leve a la que se agregó un cuadro infeccioso». Las explicaciones del ministro de Salud Pública de Misiones, Telmo Albrech, son similares a las expuestas en Tucumán por los facultativos a los que se les mueren a diario los chicos. Albrech aseguró ayer que, en lo que va de año, han muerto por el hambre hasta 49 niños en la provincia de Misiones. Sin embargo, el funcionario, responsabilizó de esta situación, a los Gobiernos de Fernando de la Rúa y Eduardo Duhalde, por haber suprimido «la provisión de leche».

Nélida Doga, titular de la Cartera nacional de Desarrollo Social, suplicó ayuda a la comunidad: «Estamos hablando de chicos que se mueren. Estamos desesperados». Las declaraciones de la ministra coincidieron ayer con la denuncia del corresponsal del Washington Post, Anthony Faiola, para reclamar la distribución de varias toneladas de alimentos y medicinas del mencionado barco (enviado tras una campaña de su diario). El responsable de la Aduana, justificó la situación por la necesidad de controles para que «de su país no nos manden basura».