Pedro Rodríguez - DE LEJOSLa China del Caribe

La nueva constitución del régimen castrista aspira a separar con éxito capitalismo y democracia

Pedro Rodríguez
Pedro Rodríguez
Actualizado:

Por unanimidad soviética y bastante miedo ante la viabilidad del castrismo sin los Castro, el Parlamento de Cuba ha aprobado este domingo el borrador final de una nueva Constitución. Y para que la pantomima política sea completa, este proyecto de reforma constitucional –ideado para que nada cambie realmente en la isla– será sometido a referendo popular el próximo 24 de febrero.

Como explican los politólogos Nic Cheeseman y Brian Klaas en su reciente libro How to Rig an Election, dentro de la paradoja de un mundo con más urnas que nunca y peores democracias, el proceso constitucional de Cuba es un ejemplo evidente de lo que es una democracia fake. Con regímenes que en busca de una apariencia de legitimidad

Pedro RodríguezPedro Rodríguez