Teherán atribuye a los sionistas el atentado con dos muertos contra un científico nuclear
Murieron un profesor universitario y un peatón - afp

Teherán atribuye a los sionistas el atentado con dos muertos contra un científico nuclear

El fallecido era director de las instalaciones de enriquecimiento de uranio de Natanz, en la provincia de Isfahán

TEHERÁN Actualizado:

El vicegobernador de la ciudad de Teherán, Safarali Baratloo, ha denunciado que el atentado perpetrado este miércoles en la capital iraní y que causó la muerte de un un científico nuclear y un peatón ha sido «obra de los sionistas», en referencia al Estado de Israel.

Según Baratloo, la bomba magnética colocada en los bajos del automóvil del profesor por unos motociclistas es similar a la que utilizada hace dos años contra otro científico nuclear. «Ha sido obra de los sionistas», añadió, en declaraciones a la agencia de noticias Fars. Varios testigos han asegurado a Reuters que el atentado de este miércoles ha causado dos muertos, el propio profesor de la Universidad Técnica de Teherán y científico nuclear Mostafá Ahmadi Roshan y un peatón. Aparte, otra persona que viajaba en el automóvil ha quedado gravemente herida, según las mismas fuentes.

La bomba magnética habría sido ubicada en los bajos del coche por un motociclista desconocido cuando estaba estacionado en el barrio Seyed Jandan, en el norte de la ciudad. Ahmadi Roshan era director de las instalaciones de enriquecimiento de uranio de Natanz, en la provincia de Isfahán. No han trascendido más detalles sobre la explosión.

La explosión ha tenido lugar en el segundo aniversario del asesinato del científico nuclear Mayid Shahriari, ocurrido el 11 de enero de 2010. El atentado de este miércoles sigue un método similar a los ataques con bomba de 2010 contra el entonces profesor universitario Fereidoun Abbassi Davani, a día de hoy secretario general de la Organización de la Energía Atómica de Irán (OEAI), y su colega Shahriari. Otro profesor universitario y científico nuclear, Masoud Alí Mohammadi, fue asesinado en un ataque terrorista con bomba en Teherán en enero de 2010.