Grecia soporta un sexto día de violencia que se extiende a Francia y Dinamarca

Grecia soporta un sexto día de violencia que se extiende a Francia y Dinamarca

Detenidos 63 radicales en Copenhague y cierre de los consulados griegos en París, Grenoble y Burdeos

BEGOÑA CASTIELLA | CORRESPONSAL ATENAS
Actualizado:

No hay tregua, aunque baja la intensidad. En Grecia continúan las manifestaciones de estudiantes, como las que tuvieron lugar ayer y están también previstas para hoy y mañana. En Atenas, los jóvenes se dirigieron desde sus barrios hacia las comisarías, sin llegar al centro de la ciudad, y en algunos casos dejaron flores en la puerta de las mismas, ante la sorpresa de los policías. En otros casos, tiraron piedras y pequeñas bombas incendiarias, y hasta huevos. Todos llevaban en las pancartas el lema «¿Por qué?», refiriéndose a la muerte del joven Alexandros Grigorópoulos por un disparo policial.

En este ambiente, la Policía griega se quedó sin bombas de gas lacrimógeno después de seis días de despliegue, y ha tenido que importarlo de urgencia de Israel. Y los barrenderos de las grandes ciudades no daban abasto para recoger destrozos de comercios y despachos, vidrios y mobiliario destrozado.

Estado disfuncional

Y tras la revelación de los serios problemas del funcionamiento del Estado y de la falta de entrenamiento y principios de las fuerzas de seguridad se descubre de nuevo la trágica situación de la educación a todos los niveles, empezando por el universitario. Además, las estadísticas muestran que uno de cada cinco griegos vive al borde o por debajo del límite de pobreza, y que el paro ha aumentado del 7,1 por ciento en agosto al 7.4 por ciento en noviembre, alcanzando fundamentalmente a los jóvenes y a las mujeres.

En Dinamarca, según informa Carmen Villar Mir, la Policía detuvo en la madrugada de ayer a 63 personas durante una violenta manifestación en Copenhague, organizada por radicales de izquierda «en señal de simpatía por el asesinato en Atenas de Alexandro Grigorópoulos». Las brigadas antidisturbios no se anduvieron con contemplaciones y, ayudadas por perros, emplearon la fuerza contra los demostrantes. Éstos, quemando coches y tirando toda clase de objetos contra los edificios, daban muestras de un vandalismo brutal. Los agentes se enfrentaron en la plaza de Israel a unos 200 jóvenes. Tras arrestar a más de sesenta, tuvieron que disolver horas más tarde, en la plaza del Ayuntamiento, una nueva demostración de «okupas» y miembros de la organización «A la defensa de las calles».

Los anarquistas fueron convocados por internet. Tenían que «dar fuerte y destruir todo lo que encontraran a su paso» para vengar la muerte del estudiante griego.

Francia sigue con inquieta expectativa la evolución de la crisis, a la vez que han aparecido pintadas de simpatía hacia los estudiantes griegos en varias universidades y consulados, informa Juan Pedro Quiñonero. «Atenas, ayer, París, Europa, mañana», decía una pintada en la Sorbona parisina. «Insurrección generalizada», «Grecia vencerá», «Apoyo solidario al incendio griego», dicen pintadas en Nanterre, Burdeos y Grenoble.

El consulado de Grecia en París ha cerrado durante dos días para evitar la «provocación» de pequeñas manifestaciones de solidaridad con vándalos griegos. Los consulados griegos en Grenoble y Burdeos también han cerrado uno o dos días.