Equipo femenino de «rally» en Cisjordania para desafiar la cultura machista
Una de las componentes del equipo de las "Speed Sisters" - theresa breuer

Equipo femenino de «rally» en Cisjordania para desafiar la cultura machista

Las cuatro conductoras femeninas de las «Speed Sisters» participan en la carrera de coches de Jericó

corresponsal en jerusalén Actualizado:

Aunque el improvisado circuito de carreras en la Universidad de Istiklal en Jericó está a reventar de lleno, no se avista ninguna mujer entre la multitud y el ambiente derrocha testosterona. Sin embargo, esto no parece afectar a las cuatro mujeres que compiten en este campeonato local de coches de carreras, mientras esperan su turno para salir y “quemar rueda”.

Son las "Speed Sisters", cuatro palestinas musulmanas y cristianas, que están dando mucho que hablar en Cisjordania, para bien y para mal. De edades comprendidas entre los 21 y los 31, su sueño es competir en carreras profesionales e incluso, por qué no, llegar a competir en Fórmula 1.

“Como llevamos ya un par de años haciendo esto, la gente se va acostumbrando más a vernos en las carreras, aunque todavía hay mucha gente que no lo entiende, que piensa que este no es lugar para una mujer y lo ven como algo peligroso,” explica Mona Ennab, integrante de Speed Sisters, mientras espera su turno junto a su coche tuneado con franjas rojas.

“Al principio mi padre se opuso, pero luego como vio que era mi ilusión y que continuaba viniendo, lo ha aceptado igual que mi familia. Pero hay mucha gente que no está de acuerdo y nos lo dicen e incluso nos insultan. Yo creo en lo que hago y no lo hago sólo por mí, si no para reivindicar el derecho de cualquier mujer palestina a decidir sobre su vida,” sentencia la joven, ataviada con un ajustado mono naranja y negro.

Apoyo

Las Speed Sisters son el primer equipo femenino de coches de carreras en todo Oriente Próximo y aunque hay otras mujeres árabes que también compiten en este deporte, ninguna ha tenido el eco mediático que este grupo de jóvenes está consiguiendo.

“Sí, estamos apareciendo mucho en los medios últimamente, somos una rareza. Tenemos muchos fans entre los hombres también, no sólo las mujeres, porque para ellos es también algo así como un mito erótico, cuatro mujeres enfundadas en monos conduciendo a gran velocidad,” se ríe Mona.

A pesar de la resistencia que pueden encontrar todavía en la conservadora sociedad palestina, las cuatro mujeres aseguran que a pesar de una resistencia inicial, han encontrado mucho apoyo entre sus compañeros desde que decidieron formar el equipo hace dos años.

La idea de agrupar a estas cuatro mujeres piloto, partió del Consulado británico en Jerusalén, que patrocinó la aventura al principio. El consulado les compró su primer coche de carreras e invitó a una conocida instructora de rallies inglesa, Ellen Elstrop, para que enseñase a las cuatro mujeres a manejar este tipo de vehículos.

A partir de ahí, las "Speed Sisters" pasaron de ser conductoras anónimas a entrar en todas las competiciones en Cisjordania, e incluso alguna en Jordania.

“Siempre es difícil abrirse un hueco, sobre todo en este mundillo, tan machista. Al principio sí tuvimos problemas con algunos compañeros que no estaban de acuerdo en competir contra mujeres, pero ahora que han visto que somos profesionales, nos respetan,” comenta Noor Daoud, otra integrante del equipo.

A Noor, ni siquiera la incomprensión de su padre y su familia consiguió frenarle e incluso se animó a competir el año pasado en la primera carrera de coches oficial de Israel, quedando en tercer lugar. Noor, que nació en Jerusalén, pudo competir ya que su documento de identidad es israelí.

Betty Sa´ade, una rubia exuberante de 31 años que afirma tener muchos fans masculinos en Israel, asegura no haber encontrado ningún obstáculo en su carrera por el hecho de ser mujer.

“Para nada, la verdad que no he tenido nunca ninguna reacción negativa, tengo seguidores por todo el mundo, incluido Israel. Pero no pueden venir a ver las carreras por que no les está permitido entrar en Palestina,” se lamenta esta Lewis Hamilton femenina.

Con trabajo estable

La cuarta miembro del grupo, Marah Zahalka, es la integrante más joven, 21 años. A pesar de su juventud, Marah ya apuntaba maneras desde la adolescencia, y en cuanto cumplió los 18 y se pudo sacar el permiso de conducir, tuvo claro que su sueño era competir en carreras profesionales.

A pesar de que Jenín, el pueblo natal de Marah en Cisjordania, no es el escenario perfecto para practicar carreras de coches, la joven ha conseguido abrirse un hueco en el mundillo a base de tesón y ha conseguido posicionarse como una de las mejores. “Ahora nos han invitado a visitar un campeonato en Inglaterra, pero tenemos ilusión de poder competir algún día fuera de Oriente Medio,” dice Marah, mientras se apresura a su coche para salir a la pista.

A pesar del calor en Jericó, que puede llegar a los 50 grados, cientos de fans se apiñan contra la barrera para vitorear a los pilotos. Aunque el turno de las "Speed Sisters" no resuena tan vigoroso como el otros compañeros masculinos, sí se oyen silbidos de apoyo y la multitud también espera ansiosa el resultado de cada una de las chicas.

De momento la competición es sólo un "hobby" para las cuatro mujeres, que tienen trabajo estable y dedican su tiempo libre a practicar. Pero su sueño es conseguir dedicarse de manera profesional a este deporte y competir en carreras de Fórmula 1.

Mientras sigue con atención la actuación de Noor en la pista, Mona bromea sobre su futuro: “¿¡Y por qué no Le Mans o Dakar¡?”