El presidente encargado de Venezuela, Juan Guaidó
El presidente encargado de Venezuela, Juan Guaidó - EFE

Los enviados de Guaidó se reunirán con los generales de EE.UU. responsables de las operaciones militares en Sudamérica

El presidente interino de Venezuela dice que la reunión será el lunes y otras fuentes añaden que será en el Pentágono

Corresponsal en WashingtonActualizado:

El embajador de Venezuela en Estados Unidos, el líder opositor Carlos Vecchio, se reunirá la semana que viene con un equipo del Comando Sur de las fuerzas armadas norteamericanas para coordinar medidas de «cooperación y planificación técnica y estratégica, con el objetivo de aliviar el sufrimiento del pueblo venezolano y restablecer la democracia», según fuentes de la misión diplomática del país sudamericano en Washington.

El presidente interino venezolano, Juan Guaidó, anunció que la fecha será el lunes. Según fuentes del Pentágono consultadas por ABC, será en Washington y a puerta cerrada, aunque no confirman fecha ni hora del encuentro, el primero de estas características con los enviados venezolanos nombrados en enero por Guaidó tras asumir la presidencia interina de su país.

El embajador solicitó la reunión formalmente el pasado 13 de mayo. Según el propio Vecchio, le trasladará al jefe del comando, el almirante Craig Faller que «las condiciones en Venezuela empeoran, como consecuencia del régimen corrupto, incompetente e ilegítimo del usurpador Nicolás Maduro, las cuales trágicamente, tienen consecuencias sobre la seguridad nacional en Venezuela, así como en los países vecinos».

Mucho se ha hablado en la Casa Blanca en los pasados meses sobre la necesidad de intervenir en Venezuela, una decisión que el presidente Donald Trump ha dejado apartada por el momento. Vecchio afirma en la carta en la que pidió la reunión que la injerencia de Rusia y Cuba en Venezuela, en apoyo de Maduro, supone un riesgo para el continente americano y para EE.UU: «Igualmente preocupante es el impacto de la presencia de fuerzas extranjeras no invitadas que ponen a nuestro país y a otros en riesgo».

El 3 de mayo acudieron al Pentágono los dos principales defensores de la necesidad de intervenir militarmente en Venezuela para deponer a Maduro, el consejero de Seguridad Nacional, John Bolton, y el secretario de Estado, Mike Pompeo. Se reunieron con el secretario de Defensa en funciones, Patrick Shanahan, y el Estado Mayor conjunto para tratar soluciones a la crisis venezolana.