Un congelador depositado en el suelo, en una imagen de archivo
Un congelador depositado en el suelo, en una imagen de archivo

Encuentran el cadáver de una mujer en el congelador de su hermana 18 años después de desaparecer

La finada, de nombre Jasmina Dominic, tenía 23 años cuando murió en el 2000

ABC
Actualizado:

Con el paso de los días, las noticias que rellenan los tablones internacionales confirman que en no pocas ocasiones la realidad supera a la ficción. Parece que un escaboroso caso ha tocado a su fin. Una misteriosa desaparición de una estudiante croata hace dieciocho años parece haberse resuelto. Fuentes policiales informaron el pasado domingo que habían descubierto un cadáver encerrado en un congelador, en una casa que pertenecía, según la prensa, a la hermana de la víctima.

La finada, de nombre Jasmina Dominic, tenía 23 años cuando murió en el 2000. Originaria de Mala Subotica, una ciudad en el norte de Croacia, en ese momento era una estudiante que se encontraba desarrollando sus conocimientos en Zagreb, según informa AFP.

Para más extrañeza del caso, la familia informó de su desaparición cinco años después, según aseguraba la Policía. «Suponemos que el cuerpo encontrado en el congelador es el de una mujer nacida en 1977 y cuya desaparición fue reportada el 16 de agosto de 2005», dijo a la AFP un portavoz de la policía regional, Nenad Risak.

El cadáver fue encontrado en la casa donde vive la hermana de la víctima con su esposo y sus tres hijos, según el sitio web regional de noticias «eMedjimurje». El portavoz de la Policía se negó a especificar cómo se encontró el cadáver, diciendo que «estos son elementos importantes para la investigación».

La Policía, sin embargo, arrestó a una mujer de 45 años en Mala Subótica, agregó. Según la fiscalía, esta es la hermana de la víctima. Se sospecha que esta mujer «mató a su hermana en 2000 o 2001 y escondió el cuerpo en el congelador en un pasillo en la planta baja de la casa».

Una autopsia debe identificar a la víctima y proporcionar más detalles sobre su muerte, según la policía y los fiscales. El padre de Jasmina Dominic, quien murió hace unos años, declaró en 2011 en la prensa que su hija le dijo en 2000 que iría a trabajar en un crucero y que también tenía la intención de vivir en París.