Ecuador anuncia una moratoria en el pago de su deuda exterior debido a la crisis

CARMEN DE CARLOS | BUENOS AIRES
Actualizado:

Como se temía desde hace semanas Ecuador ha declarado la suspensión del 39 por ciento de su deuda externa. El presidente Rafael Correa, confirmó esta tarde en Guayaquil que horas antes había dado “la orden de que no se paguen los intereses así que estamos en default”, anunció. Simultaneamente Correa envió un mensaje de calma al asegurar: “en los próximos diaspresentaremos a los acreedores un plan de reestructuración”.

La decisión se adoptó ayer, fecha en la que vencía el pago de los intereses de los bonos Global 2012 y 2015 que ascienden a más de treinta millones de dólares y debían ser cancelados antes de las diez de la mañana hora local. El presidente de Ecuador argumentó para justificar su decisión que buena parte de esa deuda es ilegítima y por lo tanto no la reconoce. Pero reconoció que no puede descalificarla en su totalidad, “no toda es ilegíitma”, reiteró, razón por la que, según dijo, intentará alcanzar un acuerdo con los acreedores.

Correa advirtió que pretende evitar situaciones como la vivida por Argentina que a fecha de hoy sigue en suspensión de pagos desde el 2001, con acreedores privados que han recurrido a tribunales internacionesl. Según el presidente, su plan busca evitar, “complicados, engorrosos y tal vez dorolorosos litigios”.

La noticia no ha sido una sorpresa en los mercados internacionales ya que días atrás el Gobierno ecuatoriano la había anticipado. El "default" equivale al 39 por ciento de la deuda pública que en octubre se situó en 9.937 millones de dólares y representa un 19 por ciento del PIB, según estimaciones del Banco Central.