El líder del grupo británico de ultraderecha Britain First, Paul Golding
El líder del grupo británico de ultraderecha Britain First, Paul Golding - ABC

Detenido por crimen de odio el líder del partido ultraderechista Britain First, retuiteado por Trump

Britain First volvió a alcanzar notoriedad después de que el presidente estadounidense, Donald Trump, compartiese el pasado mes en su cuenta de Twitter vídeos antiislamistas publicados por Fransen

Actualizado:

El líder del grupo británico de ultraderecha Britain First, Paul Golding, ha sido detenido este viernes en Belfast por su supuesta relación con crímenes de odio, informó la Policía norirlandesa (PSNI).

Golding estaba en la capital del Ulster para acompañar a su «número dos», Jayda Fransen, quien compareció hoy ante un juzgado acusada de pronunciar un discurso amenazador, abusivo o insultante durante una manifestación organizada en Belfast en agosto.

El líder ultra, de 35 años, fue detenido en el marco de las investigaciones de la PSNI sobre ese mismo acto, indicaron las fuentes.

Fransen, de 31 años, fue arrestada el pasado mes por agentes de la PSNI en Londres, donde tiene su residencia y está la base de este grupo xenófobo y antiislamista.

Britain First volvió a alcanzar notoriedad después de que el presidente estadounidense, Donald Trump, compartiese el pasado mes en su cuenta de Twitter vídeos antiislamistas publicados por Fransen en la popular red social, cuya difusión causó una gran polémica en el Reino Unido.

El partido también recibió críticas en junio de 2016 cuando el extremista Thomas Mair asesinó en plena calle a la diputada laborista Jo Cox al grito de «Britain First» («El Reino Unido primero»).

Tras la polémica por los vídeos en Twitter, la primera ministra británica, la conservadora Theresa May, dijo que Trump actuó de forma incorrecta, pero rechazó cancelar una invitación para que el mandatario estadounidense viaje al Reino Unido en visita de Estado, para la que todavía no se ha fijado una fecha.

Britain First está liderado por Golding, que logró el 1,2 % de los votos en las elecciones a la alcaldía de Londres en mayo de 2016 (31,372 papeletas), unos comicios que ganó el laborista Sadiq Khan, el primer alcalde musulmán de la capital británica.

Fransen ya fue multada con 2.000 libras (2.260 euros) en noviembre de 2016 por «acosar» a una mujer musulmana por vestir un hiyab durante una llamada "patrulla cristiana" organizada por Britain First en Luton (norte de Londres) y ha recibido diversas denuncias relacionadas con crímenes de odio.