Captura de vídeo sin fecha en la que se ve al capitán Owen Honors - EFE

Destituido el oficial de la Marina americana que emitió un vídeo homófobo

Las grabaciones incluían comentarios difamatorios y homófobos, así como insinuaciones sexuales

WASHINGTON Actualizado:

El oficial de la Armada de EEUU responsable de la emisión de vídeos con contenidos inapropiados en un portaaviones ha sido destituido este martes de manera permanente del mando de la nave que dirigía, anunció un funcionario de alto rango del Pentágono en rueda de prensa.

El comandante de la flota estadounidense, almirante John C. Harvey, indicó que el capitán Owen Honors actuó con "un juicio pobre" al emitir los vídeos, que datan de 2006 y 2007, en el portaaviones USS Enterprise cuando era el segundo a bordo.

Las grabaciones incluían comentarios difamatorios y homófobos, así como insinuaciones sexuales. "He perdido mi confianza en su capacidad para dirigir" el portaaviones, indicó Harvey tras revisar los vídeos. "Pese a que el capitán Honors ha desarrollado su labor como mando del USS Enterprise sin incidentes, su profunda falta de buen juicio y de profesionalismo durante su cargo como oficial ejecutivo del Enterprise pone en duda su carácter y socava completamente su credibilidad", afirmó el almirante.

El Pentágono sigue investigando el incidente. Honors, con empleo equivalente al de coronel en los ejércitos de tierra y del aire, se encargará a partir de ahora de labores administrativas.

El capitán Dee Mewbourne le sustituirá al mando del portaaviones. El nuevo jefe dirigió previamente al USS Dwight Eisenhower, labor durante la cual concluyó con éxito dos despliegues en apoyo a la Operación Libertad Duradera, en Afganistán.

Los vídeos -algunos con expresiones contra los homosexuales- se mostraron a los tripulantes del portaaviones durante misiones en las campañas de Irak y Afganistán en 2006 y 2007. De acuerdo con el diario "The Virginian Pilot", de Norfolk, donde el USS Enterprise tiene su base, en una escena dos mujeres de la Marina están de pie juntas bajo una ducha a bordo del portaaviones y simulan lavarse una a la otra. La misma escena se repite con dos hombres y una pareja heterosexual.

En otros momentos de las cintas algunos marineros desfilan vestidos como mujeres, usan epítetos contra los homosexuales, o simulan masturbación y un examen rectal. Otra escena, según el diario, implica que uno de los oficiales tiene relaciones sexuales en su camarote con un burro.

En los vídeos, Honors indicaba que su propósito era entretener a las tripulaciones. Los medios de comunicación estadounidenses especulan sobre la razón por la que los vídeos han salido a la luz precisamente ahora, cuatro y tres años después de que se emitieran en el portaaviones, y los comentaristas apuntan a una "venganza" de alguien contra Honors.