AP. La iglesia de Pedernales, a unos 300 kilómetros de Santo Domingo, refugio improvisado contra la fuerza del huracán
AP. La iglesia de Pedernales, a unos 300 kilómetros de Santo Domingo, refugio improvisado contra la fuerza del huracán

«Dean» golpea Jamaica y pone en estado de alerta a la costa turística de México

El huracán «Dean» no ha perdido un ápice de su fuerza destructiva, tras golpear las costas de Jamaica, y prosigue su amenazador paso por el Caribe en dirección al sur de Cuba y el Golfo de México. El

MANUEL M. CASCANTE, CORRESPONSAL. CIUDAD DE MÉXICO.
Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

El huracán «Dean» no ha perdido un ápice de su fuerza destructiva, tras golpear las costas de Jamaica, y prosigue su amenazador paso por el Caribe en dirección al sur de Cuba y el Golfo de México. El monstruo se mantiene en la categoría cuatro (sobre las cinco que establece la escala Saffir-Simpson) con vientos máximos de 230 kilómetros por hora y fuertes ráfagas de lluvia. A la cifra de cuatro muertos hay que sumar al menos uno más, fallecido en la República Dominicana.

Los vientos huracanados de «Dean» alcanzan hasta 95 kilómetros del ojo del huracán, mientras que los que constituyen la tormenta tropical se extienden en un radio de 335. El aviso de alerta ciclónica continúa vigente para Haití y las Islas Caymán.

Algunos de los 80.000 turistas que pasan sus vacaciones en las costas de Cancún y Riviera Maya, en la península del Yucatán (México) comenzaron a ser evacuados ya a ciudades del interior como Mérida o Valladolid y los complejos hoteleros han dispuesto sus refugios para el caso de que «Dean» azote sus instalaciones.

Las autoridades del Estado de Quintana Roo estiman en unos 7.000 el total de turistas españoles que permanecen en la zona. Las autoridades han restringido los vuelos entrantes para dar prioridad a las salidas. En el Golfo de México, la compañías petroleras de México y Estados Unidos han comenzado a evacuar a su personal de las plataformas marinas. «Dean» ha forzado además a la NASA a abreviar uno de los paseos espaciales de los astronautas a bordo del trasbordador «Endeavour», para que la nave regrese el martes a Houston, 24 horas antes de lo previsto. La medida responde al temor de que el centro de control de la misión espacial pueda verse afectado.

Medidas preventivas

El Gobierno de Quintana Roo intensificó ayer la evacuación de turistas y pobladores de zonas de alto riesgo del centro y norte del Estado ante la proximidad del huracán. En este sentido, el gobernador, Félix González Canto, advirtió que se llegaría a emplear la fuerza pública contra quienes se nieguen a dejar sus hogares.

El paulatino abandono de los visitantes de Cancún, Cozumel y la Riviera Maya ha provocado un fuerte incremento de pasajeros en el Aeropuerto de Cancún y en la central de autobuses. De acuerdo con la Secretaria de Turismo estatal, Gabriela Rodríguez, cerca de 25.000 turistas habían abandonado la entidad por avión.

Además, dijo, se redujo el número de pasajeros que llegaron por la terminal área tras el llamamiento del gobernador a las líneas áreas en este sentido.Estaba previsto que durante la mañana llegasen 10.000, pero finalmente sólo fueron 2.500, en su mayoría residentes en el estado», dijo Rodríguez.

De acuerdo con cifras del gobernador, hasta el viernes por la noche había 80.000 turistas y reservas para unos 60.000 más durante el fin de semana. «La pérdida económica no es en este momento importante en comparación con lo que se está evitando. El coste se asume porque es más lo que se gana al evitar pérdidas mayores y al disminuir el riesgo en vidas humanas», dijo el mandatario.

Fuentes diplomáticas españolas señalaban ayer que el Ministerio de Asuntos Exteriores español había «recomendado» a los turistas españoles afectados por el huracán que se mantuvieran tranquilos pero alerta y les instaba a que no perdieran el contacto con las recepciones de los hoteles en que se alojan, dado que los consulados «se mantienen en permanente contacto con ellas».

Jamaica y Cuba

Las mismas fuentes aseguraron que en Jamaica había alrededor de 700 turistas españoles, que las autoridades de Quintana Roo aún no habían comenzado a ejecutar los planes de evacuación y que en Cancún había un representante consular español recibiendo y canalizando las informaciones que van produciéndose.

Mientras tanto, en Cuba, probable siguiente escala de «Dean», las autoridades han comenzado a ejecutar los planes de evacuación y protección de la población. En este sentido, las amenazas de fuertes lluvias e inundaciones en la zona oriental de Cuba han forzado la evacuación de 60.000 personas. Se ha declarado el «estado de alarma ciclónica» en Santiago de Cuba, Granma y Guantánamo, mientras que Holguín, Las Tunas y Camagüey, algo menos en la línea del huracán, se hallan en «estado de alerta». En la provincia de Pinar del Río y en Isla de la Juventud, en occidente, el estado es de «fase informativa».