Vista general del Parlamento de Venezuela
Vista general del Parlamento de Venezuela - EFE

La Asamblea Nacional declara la emergencia alimentaria en Venezuela

Una comisión parlamentaria especial propondrá acciones contra el hambre y el desabastecimiento

Corresponsal en CaracasActualizado:

Con la aprobación mayoritaria de sus diputados, la Asamblea Nacional acordó declarar la emergencia alimentaria de Venezuela y crear una comisión especial que propondrá las acciones necesarias para atender el hambre y el desabastecimiento que afecta al 82 por ciento de los venezolanos.

La comisión especial estará integrada por la directiva del parlamento que preside el diputado Julio Borges. La organización Cáritas de Venezuela aportará su asesoramiento a la comisión parlamentaria. También solicitarán la ayuda de las legaciones diplomáticas y organizaciones internacionales.

Los diputados de la oposición argumentaron que las políticas de Nicolás Maduro y el oficialista Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) de expropiación, confiscación de empresas, control abusivo de precios y control social son los responsables del colapso económico, de la producción nacional, la miseria y de la destrucción, son los responsables del hambre y la hambruna que padecen los venezolanos.

Las cifras son alarmantes: una inflación de 700%, caída de las reservas monetarias internacionales y una escasez de alimentos de 90%, lo que ha incrementado la pobreza al 82% de la población, de los cuales el 52% sufre de pobreza crítica. Y han muerto 27 niños por desnutrición. Y tres millones de personas comen de la basura.

Borges afirmó que «Maduro tiene que responder no solo desde el punto de vista político, sino responder frente a la historia lo que significa ser la cabeza de un Gobierno que ha creado un verdadero holocausto y genocidio que tiene matando de hambre a todas las familias venezolanas».

El acuerdo parlamentario solicita la destitución del ministro de Alimentación, Rodolfo Marco Torres, y la comparecencia de los chavistas Freddy Bernal y el ministro Wilmer Castro.

Con respecto al Acuerdo de Emergencia Alimentaria, Borges lo definió como una ofensiva, «la respuesta de la Asamblea Nacional a un problema que el pueblo clama una solución». Adelantó que este acuerdo tiene que ver «con leyes, con control, con petición de información, de que el país conozca quienes son los culpables de la muerte y del hambre de los venezolanos y con soluciones».

Aseveró que los diputados de la Unidad se avocaran a «hacer inventarios de todas las tierras que hoy no producen alimentos, hacer inventarios de las fábricas cerradas y de las que se han ido de Venezuela y poner en la mesa propuestas concretas y de emergencia para que de una vez por todas se le ponga un freno al tema del hambre».

Reiteró que es obligatorio que el país siga presionando para lograr un cambio que implique salir del caos. «Nos toca no solo resistir, sino vencer y cambiar este sistema».