Andreas Lubitz, en una carrera en 2009
Andreas Lubitz, en una carrera en 2009 - afp
Según el fiscal de Marsella

Lubitz visitó a 41 médicos en los últimos cinco años por temor a quedarse ciego

El fiscal reitera que el joven copiloto alemán estrelló deliberadamente el avión de Germanwings

Actualizado:

El fiscal de Marsella, Brice Robin, ha asegurado que el copiloto del avión estrellado de Germanwings, Andreas Lubitz, visitó a 41 médicos en los últimos cinco años, y a siete en el mes anterior al accidente, porque temía estar quedándose ciego.

Lubitz «estaba preocupado por su salud, sufría una grave depresión y presentaba una psicosis acompañada por problemas de visión», según ha afirmado el fiscal de Marsella en una rueda de prensa celebrada en París.

Tras dos meses y medio de investigación, el representante del ministerio público ha sostenido que está «completamente» convencido de que Lubitz «estrelló deliberadamente el avión y asesinó a 149 personas».

El fiscal ha convocado a la prensa tras reunirse en París durante más de cuatro horas con unos 200 familiares de las víctimas del siniestro, entre ellos 77 procedentes de España, para informarles sobre el estado de la investigación y la repatriación de los cuerpos, así como allegados de Alemania, Venezuela, Colombia, Marruecos «y otros países».

La repatriación, que comenzó anteayer con el traslado a Alemania de 44 víctimas, continuará la próxima semana con el envío a Barcelona de los cuerpos de 30 españoles.