El conflicto se ha recrudecido en Ucrania
El conflicto se ha recrudecido en Ucrania - afp

Las milicias separatistas prorrusas atacan las posiciones de las tropas gubernamentales

La situación sobre el terreno se ha degradado tras las elecciones separatistas del pasado 2 de noviembre

Actualizado:

Las milicias separatistas prorrusas han atacado las posiciones de las tropas gubernamentales en trece ocasiones durante la pasada noche, denunció hoy el mando militar ucraniano en su comunicado sobre la situación en el este del país.

"La situación más compleja se observa en la zona junto a la ciudad de Debáltsevo, donde los guerrilleros atacaron con artillería puestos fortificados de las fuerzas que participan en la Operación Antiterrorista (como Kiev denomina la campaña contra los separatistas)", señala el parte, publicado en Facebook.

Según el mando ucraniano, en los ataques de anoche no se registraron bajas entre los efectivos de las fuerzas gubernamentales, que respondieron al fuego. "El aeropuerto de Donetsk está bajo nuestro control", señala la nota en referencia a la situación en la terminal aérea, que ha sido escenario de intensos combates en los últimos meses.

La ciudad de Donetsk, con cerca de un millón de habitantes antes del estallido del conflicto, es la principal plaza fuerte de los secesionistas prorrusos en el este de Ucrania.

Por su parte, el mando de los separatistas ha declraado que las tropas ucranianas atacaron este domingo con fuego artillería los alrededores del aeropuerto de Donetsk. "Las fuerzas ucranianas emplearon proyectiles incendiarios contra los suburbios del norte de la ciudad (Donetsk)", dijo un portavoz de las milicias a la agencia rusa Interfax.

El 5 de septiembre pasado fue declarado un alto el fuego en la zona de conflicto, tregua que se respeta en términos generales, pero que no que ha llevado al cese de las hostilidades.

Varias columnas de vehículos blindados se dirigían este lunes por la mañana hacia el bastión separatista prorruso de Donetsk, en el este de Ucrania, mientras aumenta el temor a un nuevo recrudecimiento del conflicto. Un total de 21 camiones, seis tanques y catorce cañones de obuses se dirigen al oeste, en dirección a las posiciones insurgentes, según ha constatado un periodista de la Afp. Los camiones están cubiertos con lonas, excepto uno en el que se podían ver cajas de municiones amontonadas.

La situación sobre el terreno se ha degradado tras las elecciones separatistas del pasado 2 de noviembre que han hecho pender de un hilo los acuerdos de paz firmados en septiembre por Kiev y los separatistas prorrusos con la participación de Moscú y la OSCE.

La jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini, ha pedido a Moscú que retire sus tropas en el este de Ucrania e impida la llegada de refuerzos suplementarios, estimando "muy inquietante" la presencia de tanques detectados la víspera por la OSCE en las regiones separatistas. La Casa Blanca también se mostró preocupada el domingo por la intensificación de los combates, recordando que cualquier tentativa de los insurgentes de apoderarse de más territorio constituiría una "violación flagrante" de los acuerdos de alto el fuego.