Los compradores de «El Universal» se niegan a revelar quién está detrás de la operación
Portada de una edición del diario El Universal - EL UNIVERSAL

Los compradores de «El Universal» se niegan a revelar quién está detrás de la operación

Se limitan a señalar que este es un «buen momento para invertir en Venezuela»

Actualizado:

El periódico venezolano más antiguo del país y principal opositor mediático del Gobierno de Maduro, «El Universal», fue adquirido hace unos días por el consorcio español Epalisticia S.L. por un monto no divulgado pero que, según diversas fuentes cercanas al periódico, rondó los 90 millones de euros. La cabeza visible de este grupo es el consejero delegado José Luis Basanta Otero, que cuenta con un pasado empresarial en México. Asegura estar sorprendido del revuelo generado por esta operación.

La opacidad de la maniobra queda de manifiesto por la negativa de Basanta a revelar a este periódico la identidad de los socios inversores. Opacidad que ha levantado sospechas sobre si es el gobierno chavista el que realmente está detrás de la operación, como ya ocurrió con las ventas del canal Globovisión y Cadena Capriles. «Nos han criticado desde ambos bandos», contesta Basanta a estos rumores. Sin embargo, el consejero delegado lucense, en nombre de los inversores, aclara que solo caben intereses económicos en esta compra.

Tras abrir las puertas de una oficina en la que no aparece en ninguna parte el nombre de Epalisticia, Basanta habla con ABC en un despacho vestido de estanterías repletas de libros de arte y enciclopedias: «Este es el momento de invertir en Venezuela», asegura Basanta, quien además adivina un cambio de tendencia en la economía del país, con o sin el actual Gobierno. « Esta situación no puede ser eterna; hay fe en esta inversión». No teme hacer negocios en Venezuela pese a los precedentes de otras empresas españolas que han sido expropiadas en países aliados del chavismo. Explica que la presumible falta de seguridad jurídica no les preocupa.

Una compra opaca

El consorcio Epalisticia ha nombrado a Jesús Abreu Anselmi, que fue viceministro de Infraestructura en los años 80, representante plenipotenciario de «El Universal», según anunció el propio periódico. Hace 16 años Abreu fue denunciado por el rotativo venezolano por ser prófugo de la Justicia, aunque, dice Basanta, este precedente no afectará a la línea política de «El Universal».

El consejero delegado del grupo español adelanta que habrá cambios, no en la ideología, sino en la proyección del medio en las nuevas tecnologías. Todo ello sin reducir la plantilla: «No somos americanos», ironiza. Basanta ha afirmado que Abreu puede ser quien mejor defienda la independencia del medio.

Basanta dice que no son 90 millones, sino menos de la mitadEpalisticia es la empresa que ha permitido al grupo inversor Tecnobreaks Inc. hacerse con el accionariado del periódico por la cantidad, según se ha publicado estos días, de unos 90 millones de euros. «En realidad, ha sido por menos de la mitad», admite Basanta. Este consorcio ha despertado asimismo sospechas por su reciente creación, conformada en julio de 2013. En la compra ha estado implicada también Alter Capital, consultora de la que es consejero delegado el propio Basanta y que se ha encargado de realizar la auditoría y el estudio de la inversión.

Como adelantó ayer ABC, Alter Capital, fundada hace tres años, facturó 68.000 euros en 2012, cuando las pérdidas declaradas alcanzaron los 118.000 euros. Por su parte, Epalisticia fue creada para invertir en bienes raíces, medios de comunicación y petróleo. Al respecto, Basanta niega que Epalisticia tenga intereses en el petróleo venezolano. «No creo en las conspiraciones», concluye Basanta, que no duda en que la línea editorial la decidirán los columnistas, no el comprador.