China busca prohibir el acceso de los seropositivos a los baños públicos

Tampoco podrán acceder personas con padezcan patologías «cutáneas contagiosas»

Actualizado:

La agencia de la ONU para la lucha contra el sida, ONUSIDA, ha anunciado este lunes su oposición a la nueva medida que pretende introducir en el país el Gobierno chino. Al parecer, según informa la agencia AFP, las autoridades pretenden sacar adelante una ley que prohiba el acceso de los seropositivos a los baños públicos y locales de spa.

Ha sido el Consejo de Asuntos de Estado el que ha adelantado la normativa, explicando, además, que los mencionados establecimientos tendrán que colocar en un lugar visible que queda prohibida la entrada a «personas portadoras de una enfermedad de transmisión sexual, a aquellas que tengan el VIH y las que padezcan patologías cutáneas contagiosas».

Por su parte, la ONUSIDA se ha opuesto a través de un comunicado en el que también ha recomendado que «se retire del proyecto de ley final las restricciones dirigidas a los seropositivos en cuanto a su acceso a baños públicos, spas y otros establecimientos similares». Así lo ha manifestado la coordinadora de la agencia de la ONU en China, Hedia Belhadj, quien ha subrayado que no hay ningún riesgo de transmisión del virus del sida en estos establecimientos.

Otras ONG de apoyo a los seropositivos también han mostrado su disconformidad: «El único objetivo de este proyecto es ejercer una discriminación contra quienes sufren el problema del sida», ha declarado Fangqiang, director de la ONG «Justicia para todos». Según ha asegurado, junto a otras cinco ONG, su organización ya trabaja para presentar una respuesta común al proyecto de ley.

El pasado mes de abril, una reforma legal que proponía prohibir a los seropositivos ejercer la enseñanza en la provincia de Guangdong fue retirada después de numerosas protestas.