Un grupo de egipcios celebran ondeando banderas nacionales en una carretera cercana al Nilo en El Cairo
Un grupo de egipcios celebran ondeando banderas nacionales en una carretera cercana al Nilo en El Cairo - efe

Al menos catorce muertos en Egipto en choques entre seguidores de Mursi y militares

Ocho de los fallecidos tuvieron lugar en la ciudad de Marsa Matruh, tres en Alejandría y otros tres en la región de Minya

Actualizado:

El número de fallecidos por los enfrentamientos entre simpatizantes y detractores del hasta ahora presidente egipcio, Mohamed Mursi, en la ciudad de Marsa Matrouh, ubicada en el norte, ha ascendido a ocho, según las autoridades locales. El miembro de las fuerzas de seguridad Al Anani Hamouda ha confirmado a Reuters que el balance de víctimas ha ascendido a ocho muertos -entre los que habría dos uniformados- y 13 heridos.

El diario oficial 'Al Ahram' ha informado horas antes de que los disturbios han estallado cuando un grupo de seguidores de Mursi ha atacado la sede de la Gobernación. De esta forma, la cifra de muertos en todo el país por la ola de violencia que se ha desatado después de que el Ejército haya depuesto a Mursi y suspendido la Constitución asciende a 14, desde los diez anteriores, mientras que los heridos se cuentan por decenas.

Los disturbios más graves se han vivido en Alejandría, donde los enfrentamientos entre simpatizantes y detractores de Mursi han dejado al menos tres muertos -dos hombres con impactos de perdigones y una mujer apuñalada- y 50 heridos. En la ciudad de Minya, ubicada en el sur de Egipto, al menos tres personas-incluidos dos miembros de las fuerzas de seguridad- han muerto y 14 han resultado heridas sin que, de momento, se conozcan los detalles de este enfrentamiento.

Heridos en Fayoum

También se han producido disturbios en la ciudad de Fayoum, donde decenas de personas han resultado heridas en el ataque que un grupo de hombres armados ha llevado a cabo contra la sede del Partido Libertad y Justicia (PLJ), vinculado a Hermanos Musulmanes. Entretanto, en la ciudad de Mansoura, ráfagas de disparos, cuya procedencia aún se desconoce, han obligado a dispersarse a las miles de personas que se han concentrado pacíficamente en la plaza Al Thwara para celebrar la caída de Mursi.