Cecile Kyenge recibe los primeros insultos racistas desde que está en el poder
Cecile Kyenge en una conferencia de prensa en Roma - REUTERS

Cecile Kyenge recibe los primeros insultos racistas desde que está en el poder

Cecile Kyenge, de origen congoleño, increpada por ultraderechistas

Actualizado:

Un grupo de la extrema derecha italiana, «Forza Nuova», presentó una pancarta racista y ofensiva en contra de la ministra italiana de Integración, Cecile Kyenge, según informó este jueves 9 de mayo del 2013 la prensa italiana.

«Kyenge, regresa al Congo», escribieron los miembros de este pequeño grupo en una pancarta colgada en frente de la sede del Partido Democrático (PD), en Macerata, cerca de la costa del Adriático.

«No podemos rebajar a la ciudadanía italiana con elementos extranjeros para nuestra cultura, como no podemos obligar a los ciudadanos a aplaudir un modelo de sociedad multirracial como el del suburbio parisino», añadió más tarde este grupo en un comunicado.

Cecile Kyenge, de 49 años, es la primera mujer de raza negra en la historia de Italia en alcanzar el puesto de ministro. Llegó a Italia en 1983 desde la República Democrática del Congo, desde su nombramiento lucha para abrir un debate sobre el derecho a la ciudadanía de la base Jus Soli.

«No me van a parar», respondió la señora Kyenge. «Quiero promover el debate, no imponer un modelo», añadió.

Los líderes del país salieron a su defensa

Muchas voces se han levantado para defender a la ministra, que dice ser «negra y orgulloso de serlo». Nichi Vendola, líder del partido de izquierdas SEL y presidente de Pouilles, una región del sur, denunció «las miserables acciones fascistas» contra Kyenge.

Este último ya ha sido víctima de insultos racistas de grupos de extrema derecha o de miembros del partido populista y xenófobo de la Liga Norte.

«Yo soy racista, nunca lo he negado. La Ministra Kyenge debe quedarse en casa, en el Congo. Es un extraño en mi casa. ¿Quién ha dicho que ella es italiana? Su nombramiento fue una gran mierda», dijo hace unos días, el ex senador Erminio Boso.

«Es una elección de mierda, un elogio a la incompetencia. Tiene la cabeza de un ama de casa", dijo al mismo tiempo, el diputado italiano, Mario Borghezio.

Los principales líderes del país y la prensa salieron rápidamente en defensa de la ministra después de los ataques.

«Cecile Kyenge está orgullosa de ser negra y estamos orgullosos de que esté en nuestro gobierno como ministra para la Integración», dijeron en una declaración conjunta el primer ministro Enrico Letta y el vicepresidente, Angelino Alfano.