Afganistán y Pakistán esperan cerrar la paz con los talibanes en seis meses
Cameron, Zardari y Cameron, en la residencia en el campo del primer ministro británico - reuters

Afganistán y Pakistán esperan cerrar la paz con los talibanes en seis meses

Importante acuerdo en Londres, en presencia de Cameron, para abordar el futuro tras la retirada de las tropas aliadas

Actualizado:

Después de doce años de guerra abierta Afganistán y Pakistán se han marcado un plazo de seis meses para alcanzar la paz con los talibanes. Los presidentes Hamid Karzai y Ali Zardari viajaron a Londres para reunirse con el primer ministro británico David Cameron y cerrar un acuerdo de cooperación “sin precedentes”, según el comunicado hecho público al finalizar la cita.

La OTAN terminará su misión en 2014 y poco a poco los ejércitos van reduciendo efectivos sobre el terreno para ceder el control a las fuerzas afganas. De la reunión de Londres, la tercera de este tipo apadrinada por Cameron, se desprende que las autoridades quieren que el repliegue vaya acompañado de “un proceso político en el que todo el mundo participe”, una alusión directa a los talibanes para quienes se acordó la apertura de una oficina en Doha donde podrán negociar con el Alto Consejo de Paz Afgano, único interlocutor válido para el diálogo directo.

Fue la reunión más importante celebrada hasta el momento para abordar el tema de la pacificación y junto a los presidentes estuvieron presentes altos mandos de los respectivos ejércitos y agencias de inteligencia. Falta por conocer la respuesta talibán a la oferta ya que hasta el momento todos los intentos de acercamiento han fracasado.

Deshielo bilateral

Hamid Karzai ha logrado lo que llevaba pidiendo de forma abierta casi desde su llegada al poder tras el colapso talibán en 2001. Después de cada gran atentado o de cada ofensiva de primavera por parte de la insurgencia el presidente apuntaba a “intereses extranjeros” como máximos responsables de la inestabilidad, unos “intereses” encarnados por Pakistán y sus servicios de inteligencia a quienes acusa de ofrecer un santuario para talibanes.

Tras la firma de este acuerdo su tono fue mucho más cordial y expresó sus deseos de tener unas relaciones con Pakistán "muy cercanas, de hermanos y buenos vecinos". Este nuevo marco, sin embargo, será gestionado por otro presidente ya que Karzai concluye su mandato en 2014, misma fecha del repliegue internacional, y la Constitución le impide presentarse a un tercer mandato consecutivo.