Cataluña

null

Hemeroteca > 26/11/2007 > 

J. N. Santaeulàlia: «La amistad entre hombres es un asunto complicado»

SERGI DORIABARCELONA. Hace veinte años J. N. Santaeulàlia (Banyoles, 1955) debutaba en el mundo literario con el poemario «Memòries de la carn». Desde entonces, su andadura creativa ha sido tan

Actualizado 26/11/2007 - 02:51:34
SERGI DORIA
BARCELONA. Hace veinte años J. N. Santaeulàlia (Banyoles, 1955) debutaba en el mundo literario con el poemario «Memòries de la carn». Desde entonces, su andadura creativa ha sido tan enigmática como las iniciales de su nombre que nunca ha desvelado. Autor de los ensayos «Qüestió de mots: del simbolisme a la poesia pura» (premio de la Crítica Serra d´Or, 1991) y «Fusions (comentaris de poesia del segle XX)», inauguró su producción novelística con «Terra negra», a la que siguió «Bulbs» (premio de la Crítica, 2000) y «L´absent».
Escritor «marginal y marginado», como acostumbra a definirse, Santeulàlia inició una pasión geográfica con el Japón que reflejó en su libros de viajes «Pagodes i gratacels» y resaltó en sus traducciones de poesía japonesa «Haikus de primavera». Esa etapa de acercamiento al mundo nipón la corona con la novela «Yume», historia de dos amigos de caracteres contrapuestos, en torno al amor de una mujer y en el marco del Tokio siglo XXI. El autor ha pasado tres temporadas en el país del Sol Naciente, pero advierte que «Yume» -en japonés «sueño»- es, por encima de todo, una novela sobre la amistad. La amistad entre dos hombres, desde la infancia hasta la edad madura: «Uno es abierto, ingenuo, idealista, que se deja llevar por los sueños; el otro es escéptico, pragmático, la metáfora del erizo que se protege del mundo con el sarcasmo». El primero es un poeta «lletraferit» y el segundo prefiere el periodismo y los hechos».
El choque entre ambas personalidades se enmarca en ambientes barceloneses y tokiotas. Profesor del instituto Milà i Fontanals en el Raval Santaeulàlia, donde se encarga de la acogida escolar de inmigrantes, Santaeulàlia se considera un ciudadano del mundo y un «outsider» de una sociedad literaria que, a su juicio, «depende más de los contactos, las maniobras y la protección de los críticos». Con «Yume», pone punto final a la seducción japonesa: «Es una historia de amargura: la de los sueños que acaban con la autodestrucción personal».
Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
PUBLICIDAD
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.