Deportes

Deportes

Hemeroteca > 26/11/2005 > 

El segundo contraanálisis condena a Roberto Heras

El ganador de la Vuelta es positivo por EPO de forma oficial desde ayer

Actualizado 26/11/2005 - 04:11:28
AP  Roberto Heras, desolado después de conocer el resultado del contraanálisis
AP Roberto Heras, desolado después de conocer el resultado del contraanálisis

JOSÉ CARLOS CARABIAS

MADRID. Roberto Heras consumió EPO en la penúltima etapa de la Vuelta a España, contrarreloj en Alcalá, a un día de su cuarta coronación en Madrid. Esa sentencia decretó el método anti-EPO en el segundo contraanálisis practicado en el laboratorio del Consejo Superior de Deportes de Madrid con una segunda muestra de orina del frasco B, el que llenó el ciclista de Béjar aquella tarde en Alcalá. Heras será desposeído de su triunfo, que recaerá en el ruso Denis Menchov.

«Se están cargando el ciclismo», decía un buen aficionado, uno de esos domingueros cicloturistas que luego avivan el color de las carreras con su presencia en las cunetas. «¿Pero qué les pasa? ¿Nunca tienen bastante?», se preguntaba desolado y abatido mientras esperaba la comparecencia de Roberto Heras ante las cámaras en un hotel de Madrid.

El caso Heras es un eslabón más en el fango lacerante en que se ha convertido el ciclismo, sede de un escándalo detrás de otro en aras del dopaje y el dinero rápido. El vencedor del Vuelta empezó a perder su crédito ganador a eso de las tres de la tarde de ayer, cuando desde el laboratorio del Consejo Superior de Deportes se emitió la certeza de que no habría otra X en la quiniela, que no habría un empate borroso por no detectable la imagen que reproduce si hay EPO exógena en la orina de un deportista. Las bandas negras del detector señalaban la presencia de EPO no generada por el organismo.

Confirmado en París y Lausana

Al laboratorio acudieron los habituales analistas de los últimos días, los que han convertido la orina de Heras en el centro de miles de miradas deseosas de saber si el método de detección de eritropoyetina artificial era un camelo de dudosa garantía o un procedimiento eficaz, avalado por la comunidad científica.

El laborioso protocolo que necesita dos días de maceración, combinación de reactivos, mezcla de geles con orina, dos fases de descanso de doce horas cada una en un proceso de 170 operaciones diferentes concluyó a la una de la tarde con un diagnóstico inconfundible para el director del laboratorio, Francisco Rodríguez. Había restos de EPO en la orina del salmantino. Y, además, esta vez no había la menor opción para la duda.

La defensa del corredor, encarnada en el doctor en bioquímica de la Universidad de Florencia, Giuseppe Pierracini, solicitó como es preceptivo según la reglamentación una comprobación del resultado. Los analistas del laboratorio enviaron una copia por internet a sus colegas en París y Lausana, dos centros de referencia en la lucha antidopaje. En París lo recibió Françoise Lasne y en Lausana, Martial Baugy, ambos directores y máximos responsables de los laboratorios. Ambos emitieron el mismo dictamen: positivo por EPO. El ciclista ya estaba condenado.

«El método falla»

El abogado del corredor, José María Buxeda, admitió como válido el resultado, aunque lo calificó de sorprendente. «Está descrito científicamente que el método falla. El pasado miércoles falló, la imagen no se vio, como consecuencia de un fallo en el proceso. También falló en el caso de Becke. Y está demostrado científicamente que en momentos de máximo esfuerzo, el riñón libera proteínas y no se distinguen si son de forma endógena o exógena. El método no es capaz de distinguirlo». Una opinión que no comparten los responsables de los laboratorios antidopaje.

Antes de conocer el resultado del segundo contraanálisis, el director general del Consejo Superior de Deportes, Rafael Blanco, había explicado a ABC que «el dopaje está cambiando casi a diario y los sistemas de lucha contra el dopaje, también cambian. Los deportistas deben saber que las distintas versiones de EPO se detectan casi todas, pero ha entrado en funcionamiento un nueva forma de administración, a través de microdosis que se aplican para mantenimiento». Cada vez hay menos margen para la trampa.

REACCIONES

Manolo Saiz

Director del Liberty Seguros

«Después de la muerte de algunos compañeros de equipo, este es el momento más bajo, anímicamente, de mi carrera. Roberto tiene todo mi apoyo. El mundo del ciclismo vive en la indefensión. El método para detectar EPO está cuestionado y no entiendes muchas cosas»

Vicente Belda

Director del Comunidad Valenciana

«A mí me joroba, por Roberto, que le conozco de toda la vida, y más que nada por el ciclismo. Si había sospechas sobre nosotros ahora hay más».

Pedro Delgado

Ex ciclista

«Este positivo es un palo para el ciclismo, una muy mala noticia, porque Roberto Heras es un corredor serio y cuando se ve involucrado un corredor de su nivel te hace pensar que puede haber un error por parte del ciclista o de su entorno, o por parte del laboratorio»

Laudelino Cubino

Ex ciclista

«Ha habido muchas dudas en los controles que se le han hecho a Roberto. Es un héroe en Béjar, aquí ha sentado muy mal y todos le apoyamos mucho».
Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
PUBLICIDAD
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.