Valencia

null

Hemeroteca > 23/11/2006 > 

El estancamiento de Pla abre la brecha con el PP sobre intención de voto

M. CONEJOSVALENCIA. Los trabajos demoscópicos que de manera continuada se están realizando ante la inminencia de las próximas elecciones municipales y autonómicas siguen arrojando una constante

Actualizado 23/11/2006 - 02:43:28
M. CONEJOS
VALENCIA. Los trabajos demoscópicos que de manera continuada se están realizando ante la inminencia de las próximas elecciones municipales y autonómicas siguen arrojando una constante conclusión: el estancamiento del proyecto socialista de Joan Ignasi Pla en la Comunidad Valenciana.
Pasado el verano, Pla lanzó una ofensiva, apoyado en un núcleo muy reducido de compañeros, para protagonizar una moción de censura sin el necesario apoyo social y porfió por estirar el debate sobre las culpabilidades del trágico accidente de metro del pasado mes de julio en Valencia. Sin embargo, ese tirón , siquiera mediático, parece haberse diluido en las últimas semanas.
Las encuestas reflejan esa percepción y, así, el PP maneja un estudio en el que la diferencia con los socialistas se agrandaría hasta alcanzar los 15 puntos, cuando llegó a situarse en 11 puntos en otros análisis del partido más tempranos.
Estas cifras no las comparte el PSPV, desde el que se asegura manejar otras encuestas que demostrarían que un eventual tripartito les daría la gobernabilidad. No obstante, estos estudios de los socialistas vendrían a confirmar su propia incapacidad para voltear la actual situación sin ayudas de terceras formaciones.
Los populares, por contra, muestran cierta tranquilidad porque el porcentaje de votos que podrían alcanzar, si se realiza una proyección pura en las urnas de estas encuestas, rozaría el 50% (en 2003 logró el 46,9%), lo que se considera ya un techo difícil de superar.
El tripartito desmoviliza
Mientras, el proyecto de Pla no alcanzaría el 35%, perdiendo apoyos respecto a la última cita en 2003 donde obtuvieron el (35,7%). Con este panorama, los populares encauzan su precampaña con el reto de mantener el altísimo suelo electoral en esta Autonomía y proceder a la «desmovilización» del electorado socialista.
De hecho, esta tendencia a la baja en el proyecto de Pla se interpreta como un castigo del votante centrista del PSPV que huye de la posibilidad de formar un tripartito con EU y el Bloc, que no se acaba de visualizar teniendo tan reciente la convulsa aventura tripartita en Cataluña.
El equipo de campaña de los populares valencianos se concentra en seguir conectando con la ciudadanía, apurando la gestión de esta legislatura, a la vez que envía nuevos mensajes de lo que será su nuevo programa electoral.
En el calendario del PP-CV figura en primer lugar la decisión de quién será el cabeza de cartel en los municipios de más de 20.000 habitantes (a finales de diciembre), en lo que será un capítulo que tensará las relaciones con el presidente provincial de Alicante, José Joaquín Ripoll. Será una «voladura controlada» que, si se cumple el guión, no se extenderá mucho en el tiempo.
Presencia de Rajoy
A continuación, en enero podría darse a conocer el número uno de cada lista provincial, mientras que la confección del cuadro autonómico será el segundo desencuentro con la dirección provincial alicantina y se retrasará hasta marzo.
En cuanto a los actos sociales, irán «in crescendo» a medida que avance el año 2007, con una presencia fuerte de Mariano Rajoy, que se reservará para el último tramo de campaña.
Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
PUBLICIDAD
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.