Espectáculos

null

Hemeroteca > 22/11/2008 > 

Autobiografía de Gonzalo Suárez a golpe de aforismos

Se trata de una edición ilustrada con sus dibujos a «modo de autobiografía favorecida por la selección del contenido. Es como si me hubieran extraído unas muelas», confiesa Gonzalo Suárez al ver la

Actualizado 22/11/2008 - 14:53:50
Gonzalo Suárez, en su casa de Madrid /CHEMA BARROSO
Gonzalo Suárez, en su casa de Madrid /CHEMA BARROSO
Se trata de una edición ilustrada con sus dibujos a «modo de autobiografía favorecida por la selección del contenido. Es como si me hubieran extraído unas muelas», confiesa Gonzalo Suárez al ver la edición de Salvador Foraster y Anne-Hélène Suárez, quienes han rescatado caracolas y caballitos de mar bajo las turbulencias de su singladura literaria y cinematográfica.
Sus primeras lecturas se apellidaban Freud y se llamaban Sigmund. «Leer a Freud era aventurarse por la selva africana en busca de sexo, o en el lago Tanganica». Ve a Freud como un soberbio escritor de aventuras (nunca sabremos cómo le verá Freud a él). Sueños, sí; psicoanálisis, no; interpretación de lo soñado, tampoco, podría ser el titular de su vida. A su padre le debe lo que es, o lo que acabará siendo: «Cada vez me encuentro como más buena persona».
«El libro ha sido una repesca durante tres años de aforismos y pensamientos. Nadie se pone de acuerdo dónde empieza el aforismo y dónde la máxima o el pensamiento. Pero en cualquier caso han sido extraídos de la obra cinematográfica, literaria, desarrollado en el transcurso de unos cuarenta años. A mí ya todo me ha pasado durante cuarenta años». Le proponemos un juego. Su aforismo y lo que él piensa hoy:
-Somos ciudadanos subtitulados en inglés: «Eso debe de ser alguna referencia sobre todo al cine, pero se puede aplicar a todo».
-Detrás de cada sonrisa siempre hay un esqueleto y detrás de cada mirada se oculta lo demás. El resto son alrededores: «Eso sí que es un sentimiento más que ontológico».
-La memoria es el bosque donde los recuerdos se pierden: «Desgraciadamente sí, se pierden cada vez más. Es difícil encontrarlos».
-No hay recuerdo que no tenga algo de fantasía, ni fantasía que no se nutra de recuerdos olvidados: «Eso lo creo a pies juntillas. Es algo que siempre pienso, que todo lo que imaginamos, en realidad, o ha existido o existirá, de ahí que luego en la ficción encontremos pues aspectos proféticos, pero que en el fondo yo creo que no podemos imaginar. Salvocuestiones combinatorias de ponerle alas al burro que vuele, todo lo demás de alguna manera son o lo que llamamos premoniciones o recuerdos lejanos de algo como los sueños que de alguna parte vienen».
-El amor, de ser algo, es una larga ausencia que dura toda la vida o aún más: «Sí, eso de ser algo».
-Enamorarse es cubrir con engaños una dolorosa ausencia, requiere siempre nuestra tramposa complicidad: «Pues bueno, confieso que estoy de acuerdo conmigo mismo».
-Nada hay tan recalcitrante como la candidez de un enamorado: «Hombre, yo creo que se requiere cierta candidez, muchas veces trucada. El enamoramiento es una sensación siempre sospechosa».
-La paradoja de la paradoja es que el paranoico tiene razón. El enemigo inexistente existe y le es necesario para existir él: «Confieso que es que parezco hasta sabio. Es un libro que me hace ilusión y en cierta manera lo veo como si no fuera mío. Y de hecho tampoco lo es. En el fondo los pensamientos, las ideas, no sabemos de dónde nos vienen, y menos cuando forman parte de un contexto literario, cinematográfico. Ahora lo recuperas con frescura, con novedad y con cierto estupor».
-Una persona de vasta erudición es una casa demasiado amueblada: «Confieso que de momento estoy de acuerdo con todos estos aforismos. No están explícita o intencionadamente hechos con un deliberado propósito de decir algo ingenioso, inteligente, sino que es una labor de pesca».
-Los críticos son la escoba de Dios. Sólo sirven para barrer y dar palos: «Saludable ejercicio».
Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
PUBLICIDAD
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.