Valencia

null

Hemeroteca > 21/01/2007 > 

El Concilio de Trento y «las vírgenes feas»

Profundo conocedor de los entresijos religiosos, históricos y artísticos que atesora la Catedral de Valencia en su yuxtaposición de estilos arquitectónicos -que comienzan en la época árabe y tienen en

Actualizado 21/01/2007 - 03:42:03
Profundo conocedor de los entresijos religiosos, históricos y artísticos que atesora la Catedral de Valencia en su yuxtaposición de estilos arquitectónicos -que comienzan en la época árabe y tienen en el siglo XIX sus últimas intervenciones estructurales-, el canónigo Jaime Sancho ofreció ayer datos interesantes. El conservador de la Seo vincula la indiscriminada restauración del siglo XVII (impune al carecer del marco legal de protección patrimonial del que hoy sí se dispone) al Concilio de Trento y la consecuente voluntad de «reconvertir» a los herejes a través del esplendor del culto. La ideología que escondía el estilo barroco consideraba que las policromas vírgenes renacentistas se acercaban más a imágenes pastorales que de santas religiosas, «por eso les taparon los rostros sonrosados con pintura azul y rojo; razón por las que se pasaron a conocer como "las vírgenes feas"». Lo mismo ocurrió con el resto de ornamentos del mecenazgo de los Borja, como las vidrieras y el cimborrio multicolor, que fueron sustituidos «porque parecían una mezquita». Un alumbrador documento sobre las razones que llevaron al clero local del siglo XVII a justificar la construcción de la cúpula de Castiel por el (falso) mal estado de los frescos.
Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
PUBLICIDAD
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.