Últimas Noticias

null

Hemeroteca > 20/02/2001 > 

Gobierno y PSOE intentan llegar a un pacto de Estado sobre inmigración

Actualizado 20/02/2001 - 16:09:57
Los gabinetes del presidente del Gobierno, José María Aznar y del
secretario general del PSOE, José Luis Rodríguez Zapatero, llegaron
esta mañana a un acuerdo para explorar la posibilidad de alcanzar un
gran pacto de Estado sobre inmigración, informaron a Europa Press en
fuentes socialistas. 
Según las mismas fuentes, los encargados de explorar la posibilidad de alcanzar un pacto serán, por parte del PSOE, el portavoz parlamentario Jesús Caldera, y por el lado del Ejecutivo el ministro del Interior, Jaime Mayor Oreja. 
El objetivo de estos encuentros sería explorar la posibilidad de
conseguir un gran pacto de Estado por la convivencia, al que después
pudieran sumarse tanto los sindicatos como los empresarios. 
Al fijarse esta primera reunión entre PP y PSOE, se da por sentado
que Rodríguez Zapatero ha expuesto al Gobierno su intención de no
recurrir la Ley de Extranjería ante el Tribunal Constitucional, a
tenor de la advertencia que hizo ayer en esta línea el portavoz del
Ejecutivo, Pio Cabanillas, quien demandó al líder de los socialistas
que clarificara su postura sobre la inconstitucionalidad de la norma
antes de solicitar diálogo. 
En el mismo sentido se manifestó el vicepresidente primero del
Gobierno y ministro de la Presidencia, Mariano Rajoy, que, en
declaraciones a Europa Press, señaló que el Ejecutivo estaba
dispuesto a dialogar con el PSOE sobre la Ley de Extranjería, aunque
apostilló de que los populares ponían como requisito que los propios
socialistas llegara a un acuerdo interno, pues apuntó que no habría
modificaciones posibles en la Ley aprobada recientemente. 
Contestando a dicha petición, el secretario general de los
socialistas afirmó ayer, tras la reunión de la Ejecutiva Federal de
su partido, que era necesario un gran "esfuerzo" por parte de las dos
formaciones más votadas del Estado para dejar a un lado el "debate
ideológico" y lograr un gran pacto en materia de inmigración.
   "No lo veo tan difícil si ambas formaciones dejan a un lado
intereses coyunturales y estrictamente partidistas, que por otra
parte son legítimos", matizó Rodríguez Zapatero, quien añadió que era
necesario acudir a la negociación sin "condiciones apriorísticas ni
prejuicios". 
Zapatero salía así al paso de las críticas recibidas por otros
partidos después de que algunos de los dirigentes socialistas
hicieran pública su intención de recurrir dicha Ley a través de los
gobiernos de sus comunidades autónomas, a pesar de que su secretario
general reconociera haber hecho un "gran esfuerzo" para convencer a
sus compañeros de la "bondad" de un acuerdo con el Ejecutivo.
Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
PUBLICIDAD
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.