Internacional

null

Hemeroteca > 19/10/2002 > 

Toledo reconoce a Zaraí como su hija después de una larga polémica

Actualizado 19/10/2002 - 03:06:30
LIMA. Es conocido en Lima el dicho de que en octubre no hay milagros, pero en el caso de Zaraí la realidad deshizo para siempre esa frase porque consiguió que el mandatario peruano, Alejandro Toledo, reconozca por fin su paternidad, negada durante 14 años. 

Mientras el presidente esperaba con gesto adusto el paso de la procesión del venerado «Señor de los Milagros» por la puerta del Palacio de Gobierno, la madre de Zaraí, Lucrecia Orozco, confirmaba que Toledo acordó reconocer a la adolescente para poner fin a las demandas planteadas en los tribunales.

Orozco reveló que el acuerdo extrajudicial se logró en las últimas horas después de acordar también una retribución económica por los largos años que mantuvo la demanda en diversas instancias del Poder Judicial peruano. Sin embargo, la mujer agregó que el dinero se destinará a un fondo para ayudar a niños que también atraviesan el drama de no ser reconocidos por sus padres. Según un diario local, el acuerdo económico alcanza los 100.000 euros pero, a cambio, Toledo ya no se someterá a la prueba de ADN que nunca quiso hacerse.
La madre de Zaraí dijo que no necesita el dinero porque ella puede dar a su hija cuanto necesita y aseguró que ahora «cerrará página» y que no le guardará rencor porque no sirve para nada.

La economista tuvo un romance con Toledo cuando éste se separó de su esposa, Elianne Karp, y concibieron una niña, que ahora tiene 14 años y de la cual el político renegó siempre, a pesar de otras pruebas de sangre que le daban más de un 90 por ciento de probabilidades de ser el progenitor.

El caso Zaraí se convirtió en uno de los puntales en la guerra sucia contra Toledo durante la campaña electoral de 2000, pero no le impidió llegar a la Presidencia, un año después, pese a ser cuestionado públicamente por sus valores morales. Precisamente, este hecho le restó credibilidad y redujo su popularidad hasta el 17 por ciento, en sólo un año en el Gobierno. En el fragor de la campaña en su contra, Toledo prometió que se haría la prueba del ADN si los tribunales lo ordenaban, pero una vez que fallaron en ese sentido, sus abogados rechazaron la medida.

Polémica reunión con un magistrado

No obstante, el penúltimo capítulo de la larga «telenovela», como ha denominado un sector de la prensa al caso Zaraí, reveló que un magistrado de la Corte Suprema de Justicia se reunió en privado con Toledo, con la supuesta intención de interceder por una conciliación con Orozco. Sin embargo, el vocal de la Corte Suprema José Silva está siendo investigado, tras caer en acaloradas críticas, por haber sido beneficiado recientemente con un suculento pago por los años en que fue separado de la Justicia por el ex presidente Alberto Fujimori.
Por su parte, el también ex presidente Alan García se mostró satisfecho por la noticia, si bien lamentó que se haya conocido en medio del escándalo originado con la visita privada de Toledo a un vocal de la Corte Suprema. Hoy, el máximo mandatario peruano expondrá los pormenores del caso.
Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
PUBLICIDAD
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.