Internacional

null

Hemeroteca > 19/04/2009 > 

Obama promete una nueva era de cooperación con Latinoamérica más allá de la colaboración militar contra los narcos

La V Cumbre de las Américas clausurada sin consenso este domingo en Puerto España ha representado "un éxito" para el presidente Barack Obama, a juicio de la Casa Blanca. En su rueda de prensa final

Actualizado 19/04/2009 - 20:55:50
La V Cumbre de las Américas clausurada sin consenso este domingo en Puerto España ha representado "un éxito" para el presidente Barack Obama, a juicio de la Casa Blanca. En su rueda de prensa final, el mandatario norteamericano ha prometido una nueva era de cooperación con Latinoamérica que vaya más allá de la tradicional colaboración militar o contra el narcotráfico. Obama ha destacado que el encuentro ha servido para establecer una nueva etapa de respeto hacia los países soberanos y democráticos del hemisferio, a pesar de las diferencias de opiniones Tal y como ha apuntado Obama, la Administración de EEUU está satisfecha de la cita. Según ha apuntado un alto funcionario de la Casa Blanca, antes del comienzo de la reunión se había hablado mucho sobre un posible enfrentamiento entre Obama y los líderes latinoamericanos pero "no vimos nada de esto", tampoco sobre el asunto a priori más problemático: Cuba.
El cierre al encuentro se ha echado, tal y como estaba previsto, sin haber alcanzado la unanimidad en la declaración final, según ha anunciado el primer ministro Patrick Manning. Sin embargo, ha destacado que "nunca antes se había alcanzado tal espíritu de cooperación", y ha asegurado que con en estas palabras él estaba "hablando por todos". No ha sido una sorpresa la falta de consenso porque el presidente de Venezuela, Hugo Chávez, ya anunció ayer que los países del ALBA (Alternativa Bolivariana para las Américas: Honduras, Dominica, Nicaragua y Bolivia, además de Cuba, ausente en esta cumbre), no iban a intentar cambiar el documento final y que tampoco los suscribirían.
Mensaje a Raúl Castro
Pese a esto, el clima general de las reuniones "generalmente ha sido notable, tanto por su cordialidad como por la actitud colaboradora" y las "perspectivas de colaboración", ha apuntado un alto funcionario de la Casa Blanca. Durante su estancia, el mandatario de EEUU ha obtenido abundantes elogios de sus socios en América Latina por su promesa de una "alianza de iguales" en el continente y ofertas de cooperación en ámbitos como la lucha contra la crisis económica o contra el cambio climático. El presidente estadounidense ha ofrecido también un "nuevo comienzo" en las relaciones con Cuba, después de que esta semana anunciara el levantamiento de restricciones a los viajes y envío de remesas de familiares a la isla.
A la isla ha vuelto a referirse en su despedida. Obama ha declarado que espera que el Gobierno de Raúl Castro muestre signos claros hacia la democratización y la libertad de los presos políticos. Además, ha señalado que la política de EEUU hacia Cuba no ha funcionado en 50 años porque el pueblo cubano hoy no es libre y que Washington ha mostrado ya las primeras señas de un cambio, por lo que La Habana necesita también fijar una nueva dirección para la democratización del país.
Obama, "socio efectivo" de América Central
Al igual que hizo ayer con los jefes de Estado de América del Sur, el mandatario norteamericano ha expresado a los países centroamericanos su deseo de ser un "socio efectivo". En una reunión con el Sistema de Integración Centroamericana (SICA), mantenida antes de la clausura de la cumbre, Obama ha destacado la "larga historia de relaciones" entre EEUU y América Central. En el encuentro han participado la República Dominicana, Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua y Panamá. El presidente de EEUU ha declarado que la cita representaba una "oportunidad para escuchar más" las preocupaciones específicas de la región.
Al comienzo del encuentro, Obama ha estrechado la mano del presidente nicaragüense, Daniel Ortega, con el que también se ha podido ver que conversaba durante unos instantes. En su discurso inaugural de la Cumbre de las Américas, el viernes, Ortega había arremetido contra la política exterior estadounidense tradicional, y acusó a Washington de, entre otras cosas, mantener una política "colonialista" hacia Puerto Rico y "represiva" hacia los inmigrantes. En su discurso posterior, Obama le replicó que le agradecía que no le culpara del intento de invasión de Cuba por parte de EEUU en 1961, cuando él tenía tres meses y medio.
Al término del encuentro de hoy, un alto funcionario estadounidense ha indicado que Ortega, como presidente de turno de la SICA, ha sido el encargado de presentar las posiciones de consenso de los países centroamericanos. La fuente ha descrito la reunión como "una conversación constructiva centrada particularmente en los asuntos que son más relevantes a los Estados centroamericanos". Según ha explicado el alto funcionario, el impacto de la crisis económica, asuntos sobre inmigración, el comercio y la seguridad "figuraron de manera muy notable en la agenda" de la reunión. "El presidente dejó claro su deseo de continuar la construcción de una alianza basada en el ambiente positivo" de la Cumbre para conseguir "resultados concretos", matizaba.
Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
PUBLICIDAD
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.