Últimas Noticias

null

Hemeroteca > 19/02/2005 > 

0-2: El Athletic exhibe su mejor cosecha ante el Madrid

Actualizado 19/02/2005 - 22:14:31
El Real Madrid retrocedió en el tiempo, regresó a su época lúgubre y en vísperas de jugar ante el Juventus, fue aniquilado por un excelente Athletic, que exhibió en el estadio Bernabéu un buen puñado de futbolistas como Del Horno, Orbáiz, Iraola y Yeste, que ya no son proyectos sino auténticas realidades del fútbol español.
El Madrid firmó un día aciago tras una semana donde se habló poco de fútbol. Vanderlei Luxemburgo reservó lo mejor de su cosecha para el martes ante el Juventus. Zidane, Raúl y Ronaldo vieron de inicio el partido en el banquillo. De esa forma, el castigo impuesto a Ronaldo por su agitada semana, quedó diluido, en un segundo plano.
La apuesta no le salió bien al brasileño. Desde que llegó a la dirección técnica del equipo fue el día donde hubo más anarquía y desorganización táctica. Figo y Beckham intercambiaron posiciones en el rombo, pero al Madrid le costó entrar en el área del Athletic.
Tiene este Athletic buena pinta. Con Pablo Orbáiz de tipo serio, dando orden a la salida del balón a Yeste y Ezquerro. El Athletic pudo encarar el partido de forma bien diferente, si el colegiado concede un claro gol que marcó Iraola. Entendió que el balón no entró en la portería, cuando se vio claro en la tele que pasó toda su superficie. Hubiera sido un tanto hermoso. Vio desde 40 metros, Iraola adelantado a Iker, y le envió un globo que sólo sirvió para enervar al banquillo del Athletic.
Un ajustado tiro de Solari a los 23 minutos es poco argumento para un Real Madrid que aspira a recortar distancias con el FC Barcelona. Sin llegada, con un Michael Owen perdido, como cada vez que sale de titular, el Madrid nunca encaró con claridad a Aranzubía. Todo parecía que de nuevo el Madrid iba a apelar a un golpe franco para salvar los muebles. Pero ni así.
De este mal primer tiempo, se salvó Gravesen. Es el Bernabéu un estadio amable para todos aquellos que rebañan cada balón que se pierde en el centro del campo. Y Gravesen, además ha caído bien. Ha entrado con buen pie. Lo deja todo en el campo, corta, distribuye enseguida, no se complica la vida y conoce su papel a la perfección.
El Athletic se movió al ritmo de Pablo Orbáiz, tras el descanso. Sale poco en la prensa Orbáiz. Pero es un futbolista de Liga de Campeones. Tiene fuelle y toque. A los 57 minutos puso un balón con elegancia al corazón del área, que mandó Asier del Horno a la red.

La tiene tomada Del Horno con el Madrid. Siempre aparece al segundo palo. Lo sabe todo el mundo, pero Del Horno es pura sorpresa. Fue una noche paradójico en el lateral izquierdo. Mientras Del Horno decidía, Raúl Bravo se desplomaba, pitado por su gente en un día desafortunado.
A los 66 minutos, Luxemburgo dio el 'volantazo' esperado. Sacó a la vez Zidane, Raúl y Ronaldo. Se fueron Bravo, entre silbidos, Figo y Owen. Hoy quedó demostrado una vez más que Owen, en este Madrid, no tiene sitio de inicio y es un buen suplente. El Athletic tuvo una ocasión de oro para hacer el segundo. Pero Etxeberría se llenó de balón y con toda la portería para él, no pudo batir a Iker.

Coincidía con la entrada de toda la artillería del Real Madrid y pudo ser decisiva esa jugada. Demasiada ventaja daba el Athletic a su rival. Ronaldo avisó a los 72 con un tiro cruzado. Pero fue el Athletic quien dio la puntilla al Madrid con un tanto de Iraola en un contragolpe.
Lo merecía Iraola. Le habían anulado un gol que era legal y merecía ese premio. El Athletic cambió hoy el rumbo de los últimos años. Era un equipo que se acobardaba en el Bernabéu, pero hoy dio un golpe encima de la mesa y mostró al personal todo el talento que hay en su plantilla.

Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
PUBLICIDAD
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.