Cataluña

null

Hemeroteca > 17/04/2002 > 

Un fallo humano en el Catalunya Express causó el accidente de Torredembarra

La investigación de Renfe sobre el choque de los trenesCatalunya Express yEuromed en Torredembarra ,que causó dos muertos ycasi 150 heridos, revela que la colisiónse produjo por un fallo humano. Interventor y maquinista del Catalunya Express no respetaron la señal de salida en rojo que obligaba la detención. Ambos han sidoexpedientados y suspendidos temporalmente.

Actualizado 17/04/2002 - 00:14:52
BARCELONA. Un fallo humano del personal del tren regional que realizaba el recorrido Tortosa-Barcelona fue la causa del accidente ocurrido el pasado 30 de marzo en la estación de Torredambarra (Tarragona), que causó dos muertos y 142 heridos, de los que doce continúan aún hospitalizados.
Esta es la principal conclusión del informe del accidente elaborado por los técnicos de Renfe, hecho público ayer por el presidente de la compañía ferroviaria, Miguel Corsini, en una conferencia de prensa junto al director general de Infraestructuras, Ramón Escribano, y al director de Protección Civil y Seguridad, Antonio Domínguez.
De acuerdo con ese documento, el tren regional Cataluña Express, que realizaba el recorrido Tortosa-Barcelona, provocó el accidente al rebasar la señal de salida en rojo e invadir la vía general por la que circulaba el otro tren siniestrado, el Euromed Alicante-Barcelona, con el que colisionó. El maquinista y el interventor del tren regional han sido apartados temporalmente del servicio y Renfe les ha abierto un expediente, que seguirá su tramitación paralelamente a la investigación judicial. El informe se ha puesto a disposición de la autoridad judicial que instruye el accidente para que se determinen las posibles responsabilidades.
«Caso omiso de la señal»
La investigación está basada en las declaraciones tomadas al jefe de circulación de la estación de Torredembarra al personal de conducción de los dos trenes y al interventor del regional. Asimismo, también se han tenido en cuenta las conversaciones telefónicas mantenidas entre el puesto de mando de Barcelona y el jefe de circulación de Torredembarra, los registros de las cajas negras de los dos trenes, las pruebas de alcoholemia al personal, que resultaron negativas, y las pruebas de funcionamiento de seguridad,entre ellas, el sistema de frenado automático ASFA.
Del informe se desprende que el accidente se produjo porque el maquinista y el interventor del Catalunya Express «hicieron caso omiso» a la señal en rojo situada ante el tren regional que obligaba su detención. La investigación remarca que las instalaciones de la estación funcionaron correctamente. Escribano añadió que el ASFA funcionó «correctamente», a pesar de que el tren regional invadió la vía del Euromed, y matizó que se trata de un sistema de «auxilio», que «no resuelve todos los problemas». Escribano explicó que el interventor debe informar al maquinista de que el tren está dispuesto para iniciar la marcha y que el conductor también debe comprobar que las señales le permiten avanzar antes de iniciar la marcha.
Con máximo rigor
Corsini señaló que en sus declaraciones, tanto el maquinista como el interventor, aseguraron que vieron la señal en verde y precisó que las circunstancias por las que se producen fallos humanos son «muy difíciles de explicar». Añadió que no le corresponde a Renfe determinar responsabilidades y que la compañía va a acepatarlas, haciendo referencia a las indemnizaciones que «ya se están tramitando normalmente».
El presidente de la compañía ferroviaria concluyó la conferencia explicando que el informe se ha elaborado en el «mínimo tiempo imprescindible» que requiere una investigación de estas características y agregó que la pretensión era que se realizase «con sosiego» para garantizar el «máximo rigor».
Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
PUBLICIDAD
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.