Cataluña

null

Hemeroteca > 15/01/2001 > 

Viaje en tren para reclamar mejoras en la línea Barcelona-Lleida

Más de un centenar de usuarios del tren y representantes de partidos políticos recorrieron ayer el trayecto entre Tàrrega y Manresa para reclamar la mejora inmediata de la línea férrea que une Barcelona y Lleida. Los participantes en esta excursión reivindicativa residen, en su mayoría, en las comarcas de Urgell, Segarra (Lleida) y Anoia (Barcelona).

Actualizado 15/01/2001 - 01:49:24
El acto de protesta fue organizado por la Plataforma Red Integral Ferroviaria de la Cataluña Interior, que reclama la mejora urgente de la línea de tren que une las ciudades de Lleida y Barcelona pasando por Manresa, y que es competencia del Ministerio de Fomento.
En el Ayuntamiento de Manresa, Josep Vall, presidente del Centro Cultural de Tàrrega, una de las entidades organizadoras de este acto, leyó un manifiesto en el que se reclama «el diseño de una red ferroviaria que comunique toda Cataluña, especialmente, la interior». Vall puso de manifiesto la necesidad urgente de remodelar y adecuar el tramo de Lleida a Manresa, puesto que, según afirmó, sólo se ha mejorado el que discurre entre Cervera y Mollerussa.
Esta plataforma reclama también la creación de la bifurcación vía Igualada y Martorell, así como otra que una Manresa-Vic-Girona y que constituya el Eje Ferroviario Transversal.
El Presidente de la Diputación de Lleida, Josep Pont, se sumó al acto y resaltó la importancia de la remodelación de la línea férrea Lleida-Barcelona, a través de Manresa. Josep Pont denunció que, en 1995, el Ministerio prometió un plan de viabilidad y aún no se ha llevado a cabo.
Pont resaltó la importancia de invertir en esta línea, por diversos motivos, uno de ellos, dijo, porque «el tren es un medio de transporte moderno y una manera de hacer país». Resaltó la necesidad de modernizar esta línea ya que en los años 2002 y 2003 se privatizará el sector y, a su juicio, «ninguna empresa se hará cargo de una línea en tan mal estado como la de Lleida-Barcelona».
El alcalde de Manresa, Jordi Valls, expresó su apoyo a esta plataforma y señaló la «gran importancia» de mejorar esta línea para incentivar las vías de comunicación, tanto personales como comerciales, entre las ciudades de la Cataluña interior y Barcelona y Lleida. Valls afirmó que «esta línea quizá no es la más rentable, pero para eso están las políticas compensatorias, para invertir con el fin de equilibrar el territorio».
A 30 KILÓMETROS POR HORA
Los trenes de Renfe que cubren el trayecto Lleida-Manresa-Barcelona tardan casi cuatro horas en realizarlo. En los tramos en peor estado de conservación, el tren se desplaza a una velocidad que no supera los 30 kilómetros por hora, lo que explica que los viajeros que llevaron a cabo ayer el acto reivindicativo tardaran dos horas en llevar a cabo el tramo Tàrrega-Manresa.
El acto de protesta registró otra anécdota, pues el convoy tuvo que parar en la estación de Calaf con el fin de que los viajeros pudieran hacer sus necesidades, ya que los servicios del tren no funcionaban.
Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
PUBLICIDAD
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.