Toledo

null

Hemeroteca > 14/10/2006 > 

Proponen llevar agua a Levante con una tubería submarina desde el Delta del Ebro El autor es el ingeniero castellano-manchego Antonio Ibáñez del Alba

EPTOLEDO. El investigador e ingeniero industrial castellano-manchego Antonio Ibáñez de Alba propone en un proyecto un sistema de abastecimiento de agua a la Comunidad Valenciana, Murcia y Almería

Actualizado 14/10/2006 - 02:47:33
EP
TOLEDO. El investigador e ingeniero industrial castellano-manchego Antonio Ibáñez de Alba propone en un proyecto un sistema de abastecimiento de agua a la Comunidad Valenciana, Murcia y Almería desde la captación submarina de agua realizada entre 200 a 500 metros de la desembocadura del Ebro, y que reduce a más del 50 por ciento tanto el coste económico como el tiempo de ejecución del PHN y el derogado trasvase del Ebro.
En el informe, que forma parte de los trabajos de Ibáñez en los Laboratorios Alba Montecristo, el investigador propone un plan muy simple y sencillo donde la captación de agua se realiza entre 200 y 500 metros de la desembocadura del Delta del Ebro, en aguas del mar Mediterráneo. Bajo la denominación de «Plan Hidrológico Marino», se trata de una canalización submarina hasta Castellón, Valencia, Alicante, Murcia y Almería, mediante unos 500 kilómetros de tuberías, con un método que, según indica, respeta la Ley de Costas y de Aguas, y donde la capa de agua superficial trasvasable es totalmente potable y el contenido de sal es mínimo, siendo apta para el regadío.
La profundidad del mar en las zonas previstas para el proyecto está comprendida entre los 20 y los 30 metros y resulta perfectamente asumible por el estudio oceanográfico realizado, ejecutable por empresas españolas Offshore que disponen de técnicas para ello.
Además, el informe indica que con este proyecto el tiempo de ejecución de la derivación de agua se reduce a la mitad, teniendo en cuanta las ventajas tan importantes que supone, como el hecho de que no se produzca impacto ambiental, microclimas o daños ecológicos. También indica que con este plan se están eliminando todas las teorías negativas a la realización del PHN, con un coste económico del trasvase que se reduce a más de la mitad.
Incorpora, de hecho, una propuesta para solucionar los problemas sobre la salinización del delta del Ebro, explicando que en el supuesto de la captación de los 1.050 hectómetros cúbicos para el trasvase, al estar el fondo del río Ebro en cota -por debajo del nivel del mar- permite la entrada de una lengua o cuña de agua salada tierra adentro de unos 40 kilómetros.
Así, al darse una diferencia en la presión que ejerce el agua del río en la desembocadura hacia el mar, la solución consiste en situar en el fondo del río un escalón o dique de contención que ejerza presión al agua del mar, evitando la salinización. De igual forma, detalla que el punto de captación en la superficie del mar situada a unos 500 metros en pleno mar Mediterráneo permitiría que las presiones de agua se equilibraran, incluso por la diferencia de densidad, con lo que el factor de riesgo de salinización de la zona sería nulo.
Antonio Ibáñez de Alba ganó hace unas semanas con su proyecto «Torre apaga fuegos incendios forestales» el primer premio del IV Concurso de Ideas Innovadoras de Castilla-La Mancha, con una idea que permitirá la extinción de fuegos mediante la instalación de árboles ficticios cargados con hasta 25.000 litros de agua cada uno en las zonas boscosas.
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
PUBLICIDAD
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.